Paso a paso

Aumenta la cobertura de tu WiFi sin cambiar de router

Casa cobertura WiFi posición router

En los pisos más pequeños no suele haber problemas, pero, si nos alojamos en una vivienda con varias plantas, una casa grande o un piso con multitud de obstáculos físicos, es posible que observemos cómo disminuye el alcance de nuestra señal WiFi. Os explicamos algunas ideas para mejorarlo sin grandes complicaciones.

Nivel: Intermedio

Los routers WiFi actuales, y, especialmente, los que entregan las operadoras, son válidos para una amplia mayoría de hogares en cuanto a potencia de señal y cobertura se refiere. Sin embargo, a poco que tengamos un piso medianamente grande, con multitud de obstáculos físicos entre el router y nosotros, o, simplemente, vivamos en una de varias plantas, puede que estos mismos encaminadores nos den multitud de problemas para poder utilizarlos en todas las zonas de la casa. Más adelante os explicaremos cómo montar, para los casos más extremos, repetidores de señal que se encargan de amplificar nuestra señal a distancias donde un único router nunca podría llegar. Sin embargo, hay casos donde los problemas de cobertura no requieren que nos compliquemos tanto, y con solo aplicar algunas sencillas soluciones podemos mejorar la calidad de la señal para que llegue más lejos y cubra zonas a las que antes no llegábamos.

A continuación, os mostramos algunos trucos y consejos para mejorar la calidad de nuestra señal WiFi sin necesidad de tener más que un router, ni invertir grandes cantidades de dinero.

Diagnostica correctamente el problema

Paso 1. Analiza bien la situación

Aunque parezca un poco ridículo, cuando tenemos problemas de cobertura con nuestra red WiFi es importante estudiar exactamente cómo nos está afectando y, sobre todo, cuáles son los lugares más críticos. Es interesante dibujar un plano de nuestra casa e ir visitando cada una de las estancias con nuestro portátil para ir anotando la calidad de la señal que estamos obteniendo en cada lugar.

Para esta tarea tenemos multitud de posibilidades. Desde fijarnos en el indicador de señal y velocidad de enlace que nos muestran los detalles de la conexión de red de Windows, hasta apoyarnos en utilidades como WirelessNetView. Este programa, de menos de 100 Kbytes, nos muestra una lista de las redes inalámbricas detectadas a nuestro alrededor con información interesante sobre ellas. No tenemos más que fijarnos en el SSID de nuestra red WiFi e ir anotando cómo oscila el porcentaje de potencia de señal que llega hasta cada lugar de la casa.

La velocidad no nos importa cuantificarla ahora, pues sabemos que a medida que se degrada la calidad de la señal lo hace la velocidad, y no siempre de manera lineal. A partir de un 40-30% de calidad de señal trabajando con estándares g/n, la velocidad sufrirá constantes oscilaciones y la estabilidad de la conexión se verá comprometida por los constantes reenvíos de paquetes para corregir los errores producidos.

Cobertura WiFi

Paso 2. Posibles fuentes de interferencias

Una vez que tengamos el mapa de cobertura de nuestro hogar y hayamos detectado claramente qué ubicaciones son las más problemáticas, tenemos que fijarnos en los resultados para detectar posibles puntos fatídicos. Si las zonas más afectadas son las que están más alejadas del router WiFi queda claro que es un tema de distancia que tendremos que resolver ampliando o mejorando la señal. Sin embargo, hemos de estar atentos para detectar cifras que se salgan de lo normal.

Por ejemplo, si vemos que en una zona de la casa la señal llega más lejos en una dirección que en la contraria, o que específicamente es muy mala en una habitación que está relativamente cerca del router. Esta clase de comportamientos extraños puede ser debida a interferencias externas que están perturbando la señal de 2,4 GHz de nuestro WiFi. Los microondas afectan a la banda de frecuencia de 2,4 GHz (suerte que están en la cocina y se usan solo una pequeña parte del tiempo), lo mismo que los dispositivos Bluetooth que tengamos activados cerca del WiFi e, incluso, los teléfonos inalámbricos digitales (DECT). Precisamente, estos últimos son una fuente habitual de problemas (curiosamente más con determinadas marcas, como Panasonic), y conviene tenerlos lo más alejados que nos sea posible del router. Así, un inalámbrico DECT conectado junto al encaminador puede ser la causa de inestabilidades y cortes, especialmente cuando el teléfono inalámbrico esté en uso.

Teléfono inalámbrico Panasonic DECT

Por último, y siempre dependiendo de dónde residamos, podemos estar influenciados por factores externos. Si nuestra casa se sitúa junto a algún edificio oficial, puede que tengamos problemas con las señales WiFi por los inhibidores de frecuencias que se instalan en esa clase de lugares. Lo mismo si estamos muy cercanos a repetidores de telefonía, generadores de energía o rodeados de muchos otros puntos WiFi ubicados en el vecindario. Son casos extremos, pero se dan, y en esas situaciones es prácticamente imposible optimizar la señal por culpa de los factores externos. Solo queda cambiar de banda o de tecnología. Más adelante veremos que cambiando el canal de emisión podemos intentar resolver algunos de estos escenarios con eficacia.

Cómo ajustar el Router

Paso 3. Potencia de emisión

Tras analizar el problema, vamos a comenzar a mejorar en la medida de lo posible el alcance de nuestro router, comenzando por sus ajustes, y siguiendo por técnicas que implican cambiar su ubicación o instalar nuevas antenas. Centrándonos en los ajustes, y aunque no es la panacea, algunos routers WiFi permiten ajustar la potencia de emisión del módulo inalámbrico desde su interfaz de configuración. La utilidad de este ajuste es reducir la intensidad de la señal cuando nos encontramos muy cerca del dispositivo. Sin embargo, según los modelos, puede que este valor no venga ajustado por defecto al 100% de potencia, por lo que modificarlo puede hacernos ganar algo de cobertura de manera tremendamente fácil. Para comprobarlo solo tenemos que acceder a la configuración web del router (metiendo la puerta de enlace en el navegador y usando el usuario/contraseña que indiquen las instrucciones), y buscar en la sección de configuración inalámbrica una opción similar a Transmit Power.

Cobertura WiFi

Paso 4. El Modo de retransmisión

El siguiente ajuste que nos puede ayudar a arañar algunos metros a nuestra cobertura es el tipo de transmisión inalámbrica. Por una parte, podemos plantearnos directamente activar el modo 802.11b, aunque sin llegar a ese extremo, es interesante hacer que el router trabaje solo en el modo que realmente vamos a necesitar, aun a costa de perder compatibilidad con estándares más antiguos. Por ejemplo, si todos nuestros dispositivos soportan 802.11n, lo activemos exclusivamente en la configuración del router.

Otro ajuste interesante requiere comprobar si nuestro dispositivo ofrece banda dual. Aún es poco habitual, y solo lo encontramos en algunos modelos, pero si nuestra unidad (y los portátiles que usemos) permite la transmisión en 5 GHz en lugar de los habituales 2,4 GHz, lograremos cargarnos de un plumazo cualquier problema de calidad de señal producido por interferencias de otras redes o sistemas que funcionen en 2,4 GHz.

También tenemos otros ajustes realmente avanzados como el Fragmentation Threshold o RTS Threshold, que nos permite actuar sobre el comportamiento de la red a nivel de paquete de datos. Sin embargo, cambiar estos parámetros tan solo arañará mejoras en condiciones muy concretas, y las posibilidades de que las cosas empeoren son bastante altas, así que nuestra recomendación es no modificar sus parámetros.

Cobertura WiFi

802.11b, un estándar aún con mucho potencial

Cuando echamos la vista atrás y recordamos cómo hace solo unos años estábamos utilizando redes WiFi 802.11b con una velocidad de 11 Mbps, nos asoma una ligera sonrisa mientras nos damos cuenta de lo mucho que hemos evolucionado si la comparamos con 802.11n y sus 300 Mbps. Sin embargo, el estándar 802.11b sigue utilizándose hoy en día más de lo que imaginamos a pesar de su reducida tasa de transferencia.

Hay varias razones que explican esta situación, pero una de ellas es que permite dar más cobertura inalámbrica que el estándar g/n con un único router y a igual potencia de emisión y antenas, aunque sea a costa de sacrificar la tasa de transferencia. De hecho, mientras que para transferencias internas de equipo a equipo los 11 Mbps máximos que ofrece se quedan realmente cortos, si solo utilizamos el WiFi para navegar por Internet y nuestro router se queda algo corto de cobertura u ofrece una conexión poco estable, una de las primeras soluciones que podemos probar es cambiar el estándar a 802.11b. Si nuestra línea ADSL es de 10 Mbps o menos, no deberíamos notar un descenso de las prestaciones y, a cambio, sí una mejora de la estabilidad y el alcance de la señal en lugares donde el estándar 802.11g/n puede que no llegase bien.

Selecciona el medio óptimo

Paso 5. Localiza los canales ocupados

Antes comentábamos que una de las fuentes de interferencias y bajo rendimiento de un punto de acceso WiFi puede ser la presencia de otras redes inalámbricas cercanas. Si detectamos que estamos operando en un canal de radio muy saturado puede que nuestra señal tenga problemas para llegar a toda la casa, con lo que un simple cambio de canal puede ayudar mucho.

En estos casos lo primero que hay que hacer es escanear el espacio radioeléctrico y descubrir todas las redes presentes y los canales que están utilizando. Para ello, os recomendamos la utilidad inSSIDer. Una vez instalada, nos mostrará un listado con todas las redes inalámbricas detectadas junto a una larga lista de datos avanzados, como los canales de emisión de cada uno de los routers WiFi cercanos.

Cobertura WiFi

Paso 6. Elige el mejor medio

Si nos conectamos a la interfaz de configuración de nuestro router, en las opciones de la red WiFi, junto a valores básicos como el nombre del SSID, deberíamos encontrar un apartado llamado Wireless Channel en el que podemos seleccionar el canal de emisión de nuestra red. En muchos modelos esta opción viene marcada en automático para que sea el router el que detecte sin más el canal menos congestionado y actúe en consecuencia. Sin embargo, no os fiéis de esta función, pues sus resultados en muchos modelos son bastante decepcionantes. Por ello, es mejor seleccionar manualmente nuestro canal de acuerdo con los datos que hemos obtenido en el paso anterior.

Los canales que encontramos en los routers WiFi en Europa van del 1 al 13, que son los que operan entre los 2.401 y 2.483 MHz. El problema es que cada canal tiene un ancho de 22 MHz, por lo que, en realidad, unos se pisan a otros en determinadas frecuencias. Para no complicar las cosas con explicaciones complejas, os diremos que los únicos canales que no interfieren entre sí nunca son el 1, el 7 y el 13. Por ello, deben ser nuestra primera opción siempre que tengamos varios en uso y busquemos alguno que esté libre. En el caso de que estemos rodeados de puntos de acceso WiFi y todos o la mayoría de los canales estén ocupados, tendremos que usar una estrategia diferente, detectando los puntos de acceso más lejanos desde nuestra posición (con menor potencia de emisión) para usar sus canales en nuestra zona.

Cobertura WiFi

La mejor ubicación para tu router

Paso 7. Cuándo debes cambiar su posición

En el Paso 1 dibujábamos el plano de nuestra casa y registrábamos la situación cuarto por cuarto. Pues bien, si retomamos ese plano y nos fijamos en la distribución de nuestra vivienda y la posición que actualmente ocupa el router, quizá salte rápidamente a la vista que no está en la ubicación correcta.

Hay que tener en cuenta que las antenas incluidas por defecto (las MIMO de 802.11n son un caso aparte) son totalmente omnidireccionales, lo que quiere decir que envían la señal exactamente igual en todas las direcciones. Si tenemos el router en el salón, y esta habitación está justo en un extremo de la casa, estaremos enviando la mitad de nuestra señal al vecino y teniendo problemas para que llegue al extremo contrario de nuestra propia vivienda. En estos casos, hay que buscar una nueva ubicación que reparta de manera más uniforme la señal WiFi. Incluso, si vivimos en una casa con varias plantas, puede que una buena solución pase por colocar el router en una planta intermedia para que la señal llegue tanto abajo como arriba, aunque teniendo en cuenta que justo debajo del encaminador es donde probablemente tengamos la peor calidad de señal.

Casa cobertura WiFi posición router

Paso 8. Coloca tu router con toda precisión

Al margen de lo anterior, y contando con elegir una ubicación centrada en nuestra vivienda, también es importante seleccionar el lugar y los materiales que rodearán al router si la cobertura es un aspecto sensible. Una buena posición puede ser lo alto de un mueble, pues estéticamente se verán poco los cables, y por calidad estamos elevando el emisor para que la señal se reparta de la mejor manera posible. Lo que siempre evitaremos es colocar el equipo en el suelo, dentro de muebles o armarios que lo único que harán será atenuar la señal, e, incluso, en falsos techos. Este último caso, utilizado por no pocos arquitectos de interiores, ofrece una estética perfecta, pero es la mejor forma de degradar la señal de nuestro equipo WiFi.

Por último, habrá que tener en cuenta los obstáculos que rodean al router, pues una pared de ladrillo típica puede atenuar la señal entre 3 y 6 dB según su grosor y material interno. Por ello, cuanto más liberado de obstáculos se encuentre, mucho mejor. Eso sí, las antenas externas deben estar siempre en ángulo de 90 grados respecto al suelo, y nunca debemos dejarlas tumbadas o plegadas.

Cobertura WiFi

Considera la opción de cambiar las antenas

Paso 9. ¿Qué lograrás cambiando las antenas?

Si todo lo anterior no ha logrado resolver nuestro problema de cobertura, antes de llegar a la solución definitiva (montar un repetidor), podemos plantearnos la instalación de antenas de mayor ganancia. Es una opción cada vez menos frecuente, pues actualmente los puntos de acceso cuentan con antenas fijas (no desmontables) o, peor aún, internas. En estos casos no tenemos opción de instalar antenas de mayor ganancia, salvo que seamos muy manitas y nos atrevamos a abrir el router y soldar algunos cables. Aun así, si nuestro encaminador permite desmontar las antenas de serie y conectar otras, lo que conseguiremos es amplificar la potencia de emisión y variar la forma en la que se reparte la señal radioeléctrica.

La amplificación se representa en dBi, y con 8-10 dBi de valor ya estaremos logrando resultados más que palpables. No es una ampliación cara (desde 10 a 15 euros tenemos antenas de razonable calidad), y los resultados pueden ser más que sorprendentes. Para los routers con antenas desmontables, su instalación es tan simple como desenroscar la antigua y enroscar la nueva.

Antena router WiFi

Paso 10. Elige la antena idónea para tu casa

En Internet podemos encontrar multitud de tiendas on-line que nos venden antenas para puntos de acceso WiFi (www.maswifi.com, www.comprawifi.com, www.muchowifi.com, etc.). A la hora de elegir una tenemos que fijarnos en su nivel de amplificación (de 8 dBi en adelante), y, sobre todo, en su tipo. Las que más nos interesarán son las omnidireccionales, que reparten la señal 360 grados, aunque también tenemos las direccionales (yagi, de panel, parabólica, etc.), que envían la señal en una dirección concreta. Para una vivienda, donde nos interesa que la señal llegue a todos los lugares posibles, salvo instalaciones específicas, huiremos de estas últimas y buscaremos siempre una omnidireccional.

Antenas router WiFi

No te lo pierdas:

Configuración WiFi

Guarda tu configuración WiFi en una USB gracias a Windows 7

El sistema operativo de Microsoft nos ofrece la posibilidad de guardar en una memoria USB la información de conexión a una red WiFi que previamente hayamos especificado al sistema que recuerde

Ver artículo

Wireless Key Generator

Construye contraseñas WiFi que sean seguras

Si dejamos nuestra red inalámbrica con la contraseña que trae por defecto el router o no la renovamos cada cierto tiempo, tendremos una red vulnerable

Ver artículo

WiFi apertura

Especial Trucos

Atrévete a configurar tus conexiones a medida

Las conexiones de red nos permiten compartir recursos entre los diversos equipos y disfrutar de todo lo que nos ofrece Internet. Te presentamos una serie de trucos y consejos para ahorrarte trabajo

Ver artículo


Zona de comentarios

<
comments powered by Disqus
12 comentarios

  1. Avatar

    Interesante articulo, gracias por aclararme muchas dudas y felicidades x la revista que mejor informa, saludos desde Mexico, .D.F.

    Manolo2012
    31/01/2014

    • votos: 0, karma: +10

  2. Avatar

    Cordial Saludo Amigo Electronic. Que bueno leas este artículos de la FCC, si eres electrónico lo comprenderás. http://articles.mercola.com/sites/articulos/archive/2014/01/06/uso-del-telefono-celular.aspx Desde Cali COlombia Un Feliz , Santo y prospero año 2014 Cordial Saludo

    michelangelo
    06/01/2014

    • votos: 0, karma: +10

  3. Avatar

    ¿fomentar las radiaciones? hombre por dios a estas altura hay gente mal informadas pensando que wifi=daño y encima usa porcentajes inventados se usa la palabra radiación para alarmar, las señales de radio que a lo más que puede llegar es a elevar la temperatura del agua, eso lo hace todas las ondas (radiaciones ) de radio hasta las que emiten en onda media y no pasa de aumentar la temperatura del agua, siempre ha existido detractores y existirán como hay de todo en esta vida, y Powerline está bien pero ya me dirás como haces con eso cuando las distancias son elevadas, la seguridad de red depende siempre de los medios para romperla sea cable o wifi si se impusiera el sistema Powerline yo te aseguro que su seguridad estaría en duda

    electronic
    03/01/2014

    • votos: 0, karma: +10

  4. Avatar

    Excelente articulo, quiero compartir con ustedes el mejor router WiFi en cuanto a cobertura se trata, lo he probado y he quedado feliz! me tomo un poco configurarlo. El rompemuros de 3bumen y los videos de configuracion me ayudaron mucho www.youtube.com/3bumen

    komrack
    10/11/2013

    • votos: 0, karma: +10

  5. Avatar

    Hola a todos, felicito al editor, por este magnifico articulo. Yo he comenzado a adentrarme en este mundillo, auditorias, ect... y estoy muy contento. He comprado esta antenita que va genial: http://www.wifi-online.es/kit-s-con-alfa-network-2000mw/139-kit-alfa-2000mw-awus036nh-antena-panel-22-dbi-vcer-cable-5m.html Cojo muchas redes y a gran distancia segun google map. Ademas inyecta bastante bien en beini, wifiway... Como estoy suscrito en www.wifi-online.es he recibido su newsletter y me he quedado anonadado con lo que tienen a la venta, UN MOTOR PARA ANTENAS. Por lo que si he entendido bien, podré girar antena wifi panel de 22 dbi desde el pc!!!! una pasada. Os pongo el link: http://www.wifi-online.es/varios/467-rotor-ar-300-xl-para-antenas-directivas-wifi-gsm-tv.html Si alguien tiene algo parecido o lo ha probado, por favor que poste, para ver si cuando tenga algo ahorrado, puedo adquirirlo. Un saludo a todos y gracias por leerme!

    mr.tabucchi
    15/08/2012

    • votos: 0, karma: +10

  6. Avatar Avatar

    Excelente articulo sirvio de mucho!

    Vikoloko
    19/07/2012

    • votos: 0, karma: +10

  7. Avatar

    Muy interesante y util el artículo, pero ahora siento curiosidad por una comparativa entre Wifi y PLC

    Marcos A.
    13/04/2012

    • votos: 0, karma: +10

  8. Avatar Avatar

    Bueno, he intentado varios de los consejos y no noto aumento en la señal , ademas varios de los menus no son los mismos que en mi hard. Al final, o te compras un router diferente del que te suministra la compañia o te instalas unos adaptadores plc en cada habitacion.

    Mario
    01/04/2012

    • votos: 1, karma: +15

  9. Avatar

    Magnifico articulo,me ha quitado muchas dudas. :)

    Juan
    30/03/2012

    • votos: 0, karma: +10

  10. Avatar

    Primero comentar que el articulo es muy interesante. Sin embargo, deja mucho sin tratar y algunas cosas que desear. Me parece bien que muestre las pantallas de opción de diferentes routers con el fin ilustrativo, pero debería advertir que no todos los routers disponen de las opciones comentadas. En el punto "Paso 4. El Modo de retransmisión", habla de todo menos del modo Retransmisión. Con este modo entiendo que es el de usar el router para retransmitir la señal de otro para llegar a las zonas que no cubre el router principal. Uno de los problemas más comunes entre los usuarios habituales mucha experiencia en informática.

    ibrahimovic
    29/03/2012

    • votos: 0, karma: +10

Si quieres opinar, tienes que estar registrado.

¡Regístrate!Disfruta de todas las ventajas de pertenecer al Club PCA

Y, si ya eres socio, identifícate