Imagen

  • Asus VG236H

    Cuando recibimos este monitor TFT con tecnología 3D en el aboratorio nos mostramos algo escépticos hacia él.

  • Televisor LED 3D LG Infinia 47LX9500

    En la actualidad, prácticamente todos los fabricantes han colocado en el mercado soluciones capaces de restituir con solvencia imágenes tridimensionales utilizando gafas activas. Y las dos grandes compañías surcoreanas, Samsung y LG, firman algunos de los televisores más sofisticados del mercado. Precisamente, la propuesta que nos ocupa es una de las apuestas más ambiciosas de esta última empresa. Y se nota. Es evidente que han cuidado su estética y su construcción con todo el mimo del mundo. De hecho, utiliza un panel muy fino cuyo marco es apenas perceptible.

  • Televisor Samsung PX2370

    De hecho, esta vertiente ecológica se ve reforzada por una fabricación que ha evitado el uso de halógenos y plomo. Desde el punto de vista estético, es elegante y atractivo, con un llamativo botón de encendido sensible al tacto situado en el frontal, y los de gestión en la parte trasera derecha. Esto último es importante pues, para cambiar cualquier ajuste, tendremos que mover la pantalla y saber de memoria la función de cada pulsador.

  • Microproyector de bolsillo 3M MPro150

    El mini proyector de 3M cuenta para ello con una memoria interna de 1 Gbyte junto a una ranura MicroSD que incluye, con el paquete de venta, una tarjeta de 2 Gbytes. A nivel funcional, esta nueva generación es tan compacta como la anterior, aunque seguimos echando de menos una mayor potencia lumínica.

  • Televisor 3D Full HD inteligente Sony Bravia KDL-40LX903

    Las especificaciones de este Bravia KDL-40LX903 no tienen desperdicio. Se trata de una pantalla de 40 pulgadas Full HD (1.920 x 1.080 píxeles) con tecnología Edge LED. Su parte más gruesa es de tan solo 6,4 centímetros. No es la televisión más delgada del mercado dentro de su segmento, pero es algo que no debe preocupar. Lo que sí importa es que presente una frecuencia de refresco de 200 Hz a través de Motionflow Pro, ya que la imagen procesada, especialmente en secuencias de movimientos rápidos, es realmente suave.

  • Panasonic Viera 42'', un televisor con conexión a Internet y Skype

    Hay vida más allá de las 3D. No cabe duda de que esta es una de las tecnologías más apetecibles de cuantas están comenzando a implantar los fabricantes de televisores en sus últimas propuestas, pero no es la única. Con los paneles de alta definición campando a sus anchas prácticamente en los dispositivos de visualización de cualquier condición y tamaño, innovaciones como la conectividad DLNA o la posibilidad de enlazar nuestra cámara de fotos con la tele resultan prácticamente imprescindibles si queremos estar a la última.

  • Maestro 243DL, tecnología de Acer envuelta en diseño de Packard Bell

    Por su parte, el diseño es simple, aunque funcional, y exhibe una tecnología exenta de complicaciones. Ni siquiera contempla el modo sRGB, aunque los resultados de las pruebas son buenos. Dispone de gestión avanzada de modos de imagen, que casualmente es la misma que la que integran los monitores de Acer.

  • BenQ V2420, un producto atractivo y con calidad de imagen

    La conectividad contempla conexiones VGA y DVI-D, aunque existe un modelo con HDMI en vez de esta última. La calidad de la imagen es elevada, sin demasiados problemas en un uso informático gracias al modo sRGB. No es una solución profesional, pero sí mejor que no tenerla.

  • Asus MS 238H, un diseño único para un periférico «con estilo»

    Sin ir más lejos, es complicado mantenerlo en posición completamente vertical. Además, a pesar de que se regula con un dedo, al estar apoyado en el escritorio, necesita un espacio libre amplio. La conectividad contempla HDMI y VGA, con un botón de acceso directo para cambiar de entrada de imagen o vídeo. Los modos «realzados» Splendid ofrecen buenos resultados con colores y tonalidades más llamativos, aunque siempre bajo la premisa de que se trata de colores y tonalidades falsos.

  • Apple LED Cinema Display, una puesta en escena espectacular

    Ahora bien, esta modestia en conectividad contrasta con la excelencia en su puesta en escena como monitor. El uso de retroiluminación LED, junto con un panel extraordinario con un ángulo de visión de 178 grados horizontales y verticales permitieron, tras la calibración, obtener colores saturados, intensos y puros con margen para regular brillo o los perfiles de color con total libertad. No existe un menú OSD al uso y, en última instancia, el control de sus parámetros se efectúa desde el ordenador. (con Vista y, desde luego, Mac OS X).