Adiós a las subastas, hola al precio fijo

El modo de compra basado en el precio fijo permite al usuario ahorrar en las compras que realice a través de Internet, frente al modelo de subastas, que está perdiendo fuerza ya que exige al comprador demasiado tiempo y esfuerzo

Adiós a las subastas, hola al precio fijo

16 julio 2009

El modelo de subasta en el comercio electrónico está perdiendo fuerza frente a las formas de compra mediante pago fijo. Así lo señala Manuel de Timoteo, director de DoctorTrade, una plataforma de comercialización de artículos nuevos y oportunidades a través de Internet, especialmente productos de ocio, cultura y electrónica.

De Timoteo señala que «para los usuarios cada vez es más incómodo tener que pasar horas delante del ordenador pendientes de un precio variable y una puja. Algunas subastas aun tienen sentido, por ejemplo, cuando se trata de productos muy difíciles de encontrar. Pero el usuario que tiene claro lo que busca prefiere optar por portales con un gran número de referencias a precios fijos».

La posibilidad de comprar a precio fijo, además, permite al comprador poder beneficiarse de ahorros en sus compras, ya sean productos nuevos o de segunda mano. En concreto, en DoctorTrade están garantizando el ahorro medio de un 15% en artículos nuevos y de un 40% en aquellos de segunda mano:

ARTÍCULOS ESTADO AHORRO

Libros Segunda mano Entre 30% y 50%

Libros de texto Segunda mano Entre 30% y 50%

CD Nuevos Entre 15% y 20%

Segunda mano Alrededor del 50%

DVD Nuevos Entre 15% y 20%

Segunda mano Alrededor del 50%

Videojuegos Nuevos Entre 10% y 15%

Segunda mano Alrededor del 50%

Pero no sólo el ahorro es importante. Los españoles cada vez realizan más compras on-line, de hecho, según las estimaciones de la patronal AECEM, esta modalidad crecerá un 56% en 2009, y parte de ese crecimiento está propiciado por el aumento de la confianza en el e-commerce.

Para los portales de compra-venta on-line es necesario mantener e incrementar aún más esa confianza. Manuel de Timoteo destaca el gran esfuerzo realizado para dotarse de un sistema de transacciones totalmente seguro, en el que ejercen como tercero de confianza: «somos intermediarios en el proceso de compra, de manera que garantizamos al vendedor que el comprador ha pagado el producto y retenemos el pago hasta que el comprador confirma que el artículo adquirido se encuentra en las condiciones acordadas. Si no es así, la transacción no tiene lugar y devolvemos producto y dinero a sus propietarios originales».

Finalmente, también es relevante para los usuarios contar con un site y una interfaz cómoda, clara y concisa, donde poder comprar y vender de forma rápida y sencilla. En esta web disponen 250.000 productos ya referenciados, de manera que el vendedor sólo tiene que buscar el artículo que quiere vender en esa base, anotar el estado en que se encuentra, marcar el precio al que lo quiere vender y el número de unidades que lo pone a la venta. «Todo ello en menos de cinco minutos, de forma rápida y cómoda y ahorrando mucho tiempo».

La confianza en Internet ya tiene sello

Al hilo del tema de la confianza, hace unos días que se ha lanzado el sello «Confianza On-line» para generar tranquilidad a los usuarios facilitándoles un distintivo que les permite identificar aquellas webs en las que pueden comprar y navegar con total tranquilidad por estar éstas comprometidas con el código de autorregulación para cumplir con la legislación en beneficio de los consumidores.

Es una iniciativa de la Agencia de Calidad de Internet (IQUA) formada por Red.es en la presidencia, AECEM, Autocontrol y Consejo Audiovisual de Cataluña como vicepresidencias y los Consejos Audiovisuales de Andalucía, Andorra y Navarra como vocales.

Su vocación es la de ser un proyecto integral «con el objetivo de aunar las voluntades del mayor número de instancias profesionales dedicadas a la realización, fomento y defensa del desarrollo de la publicidad y el comercio en los nuevos medios», señalaba Jon Ubiría, su director de Desarrollo y Marketing.

Confianza On-line abarca tanto las comunicaciones comerciales como los aspectos contractuales derivados de las transacciones comerciales que las empresas realicen con los consumidores a través de Internet y otros medios electrónicos e interactivos.

La protección de datos personales está especialmente recogida en sus estatutos. Por otro lado, también centra su atención en la protección de menores y adolescentes, así como en aspectos de accesibilidad, usabilidad y seguridad.

Temas Relacionados