Especial

25 años de sistemas operativos: de MS-DOS a Windows 8

El sistema operativo no solo rige sobre el ordenador u otros dispositivos, sino que también determina las aplicaciones y los periféricos que podrás utilizar

Javier Rodríguez

25 años de sistemas operativos

12 junio 2013

El sistema operativo no solo rige sobre el PC u otros dispositivos, sino que también determina las aplicaciones y los periféricos que podrás utilizar.

El sistema operativo es el software fundamental de cualquier ordenador, al ser el encargado de aportar las bases y servicios sobre los que se ejecutarán el resto de aplicaciones desarrolladas por terceros, así como de presentar el acceso al propio hardware del ordenador o al de los dispositivos conectados. Por tanto, no es de extrañar que sea uno de los principales campos de batalla en el mercado informático. Un sistema operativo más potente y sencillo atraerá más a usuarios y desarrolladores, que dotarán a la plataforma de un ecosistema de aplicaciones más rico.

El comienzo de la andadura de PC Actual coincide con el año en el que Microsoft consiguió la consolidación en el mercado con MS-DOS (Microsoft Disk Operating System), sistema operativo basado en línea de comandos. Este se convirtió en estándar de facto no solo por gobernar el primero de los PCs de IBM (PC-DOS), sino también los del resto de fabricantes de PC clónicos.

En 1988, MS-DOS estaba instalado en unos 60 millones de equipos en todo el mundo, superando al resto de sistemas que competían en el mercado de los PC; especialmente porque la mayoría de los desarrolladores lo apoyaron con multitud de herramientas ofimáticas, como tratamientos de textos, hojas de cálculo o aplicaciones de CAD. El recorrido de MS-DOS alcanzó el 2000, cuando se lanzó su última versión, la 8.0, con un alcance muy limitado desde la aparición de Windows 95, pues seguía instalándose por cuestiones de compatibilidad.

25 años de sistemas operativos 6

Sin embargo, no fue el único y tuvo que competir con DR-DOS, originario de Digital Research y, posteriormente, de Novell. Este fue la evolución lógica del primer sistema operativo disponible para ordenadores basados en procesadores Intel desde 1973, CP/M (Control Program for Microprocessors), que de hecho fue uno de los que se portó a mayor cantidad de plataformas y arquitecturas en los albores del ordenador personal.

Lo que tenían en común los sistemas basados en línea de comandos es que estaban dirigidos a un usuario con conocimientos técnicos, dado que las operaciones relacionadas con la configuración del equipo se realizaban mediante la introducción de una serie de comandos en combinación con unas crípticas opciones que modificaban su funcionamiento. En definitiva, una etapa en la que los usuarios debían contar en el ámbito profesional con la asistencia de un departamento técnico para realizar las operaciones de mantenimiento, instalación y configuración de los ordenadores.

Fue en agosto de 1995 cuando apareció MS-DOS 7.0 como componente para Windows 95. Esta versión incorporaba soporte para el formato de discos FAT32, que permitía el uso de volúmenes con una mayor capacidad de almacenamiento, de hasta 2 Tbytes, y ficheros de hasta 4 Gbytes por archivo.

De comandos a ventanas

Pero en 1988 también estaban en marcha los primeros sistemas operativos con interfaz gráfica, que se manejaban mediante un nuevo dispositivo apuntador: el ratón. Así se facilitaba no solo el uso de las aplicaciones, sino también la configuración del propio equipo o el acceso y gestión de los dispositivos externos.

En esta carrera, las dos compañías más relevantes han sido Microsoft y Apple, ambas inspiradas en los laboratorios Xerox PARC y que llegaron a los usuarios en 1985 y 1984, respectivamente. Inicialmente, Windows llegaría al mercado como una edición dirigida a usuario final en el que posteriormente se implementaría soporte para redes. En sus primeras versiones, los sistemas gráficos de los dos grandes rivales de la industria solo serían monousuario; en el caso de Windows, habría que esperar hasta NT, mientras que, con Apple, no llegaría hasta el Mac OS 9 y se mejoraría con la primera versión Mac OS X gracias a sus raíces Unix.

Otros dos sistemas operativos que no tardaron en unirse a esta lucha fueron NeXTSTEP y Linux. El primero surgió de la nueva compañía fundada por Steve Jobs para la creación de sus ordenadores NeXT. En su desarrollo, los ingenieros sentaron las bases que llevarían a un sistema operativo de interfaz gráfica con fuertes raíces sobre Unix. Hasta tal punto NeXTSTEP era robusto que Apple tomo su base para el Mac OS X que ha evolucionado hasta nuestros días.

25 años de sistemas operativos 8

En cuanto a Linux, se trataba del primer sistema operativo de código abierto en una época en la que el software estaba fuertemente atado por licencias de uso y código propietario. Bajo la tutela de Linus Torvalds, miles de desarrolladores perfilaron y evolucionaron un sistema que además tenía la virtud de ser independiente de la plataforma, extremadamente seguro y cuyo núcleo ha sido utilizado no solo para la compilación de otras distribuciones (SuSE, Ubuntu, Red Hat, Mandriva, etc.), sino también como base de Android y Chrome OS para dispositivos móviles.

Sin embargo, las versiones iniciales de Linux y otras distros requerían elevados conocimientos. Otra particularidad de Linux fue, y continúa siendo, su elevado grado de portabilidad; cualquier ordenador, dispositivo móvil, tableta o equipo con microprocesador (independientemente de su arquitectura) puede contar con una distribución sobre la que ejecutar aplicaciones con un elevado índice de compatibilidad. De hecho, existen más de 600 distribuciones Linux.

Todos los sistemas operativos de escritorio han venido evolucionando en tres grandes áreas a lo largo de estos años: rendimiento, conectividad y seguridad. Esta última ha sido el talón de Aquiles de Windows, no solo por ser el sistema que más brechas de seguridad ha tenido a lo largo de sus diferentes versiones, sino por tratarse del mayoritario y, por tanto, objetivo prioritario de los ataques.

25 años de sistemas operativos 7

Ediciones para todos

Si hay un sistema operativo que destaca sobre el resto en cuanto a cantidad de ediciones disponibles, este es Windows. En muchos casos, esta variedad de ediciones (y por tanto de precios de licencia) no siempre ha facilitado las cosas para los usuarios, quienes, en muchas ocasiones, no sabían cuál era la mejor opción para sus equipos y/o necesidades. Esto también ha supuesto dificultades en la actualización hacia siguientes versiones.

25 años de sistemas operativos 1
Loading...
'); doc.close(); });