En busca del ordenador del futuro

Entre los netbooks y los smartphones se está abriendo una tierra de promisión en la que ya están trabajando las principales compañías informáticas con el fin de colonizarla con sus nuevos dispositivos. 2010 será el año de los «smartbooks»

En busca del ordenador del futuro

9 septiembre 2009

Phil McKinney es el vicepresidente y chief techology officer para el grupo de sistemas personales de HP, lo que en la práctica se traduce como el encargado de buscar y ver nuevas tecnologías.

Su trabajo le ha traído hasta Madrid con ocasión de una gira en la que está acercando a los medios su visión sobre «el dispositivo del futuro», que se emplazaría entre los netbooks y smartphones. Vamos, básicamente en lo que está trabajando gente como Apple y que podrían ser bautizados como «smartbooks».

Según su opinión, entre ambos queda un pequeño hueco, que es en el que están trabajando todas las compañías. Por el momento, ese gap ha sido cubierto por los ebooks y no duda de que irán surgiendo más ingenios con una función específica, aunque el objetivo final es «construir el dispositivo perfecto que lo haga todo y que, además, entre en mi bolsillo».

A la hora de su desarrollo, lo que más se está teniendo en cuenta son: la pantalla, la entrada de datos y la batería. En cuanto a la primera, están investigando los displays flexibles. Se trataría de pantallas ultrafinas, con bajo consumo de energía y resistentes.

En lo que respecta a la entrada de datos, recuerda que HP presentó el primer producto táctil en 1981. Siguen investigando en esta línea porque para el 90% de la población el teclado es «un periférico que intimida». Además, adelanta que la siguiente interfaz será «gestual», aunque cree que en el futuro se podrá hablar de «multimode input», puesto que el ordenador podrá reconocer al mismo tiempo los comandos realizados por voz, a través de la pantalla táctil, por gestos e incluso mediante eye-tracking o seguimiento de la mirada.

Finalmente, define a las baterías como «el gran problema». Se están estudiando todo tipo de tecnologías, incluidas las baterías de hidrógeno que se podrían rellenar cada vez que se gasten.

Junto a estos aspectos, McKinney subraya la importancia de que el dispositivo sea delgado y ligero, puesto que los usuarios quieren tener siempre los equipos junto a ellos. Esa necesidad nace de la adicción de muchos a las redes sociales y de las posibilidades que brinda la extensión de las redes de comunicación.

Netbooks de todos los colores

Parece que no pasa semana sin que aparezca una nueva marca de ultraportátil, tanto está creciendo el número de modelos comercializados. De hecho, representan ya el 20% de las ventas de ordenadores portátiles en nuestro país, un dato que explica por sí solo el continuo goteo de nuevos lanzamientos en este segmento.

Antes de queAcer comercialice en el tercer trimestre del año su primer Aspire One cargado con el sistema operativo Android o de que el fabricante de GPS Mio entre en este mercado con la serie Litepad, será posible optar a otras propuestas.

Entre ellas, la segunda generación de netbooks de Point of View, que ha actualizado su familia Mobii PC introduciendo memoria interna de 1+1 Gbytes en su equipo de 10,2" y a 350e; el ecológico Akoya Mini E1311 de Medion con pantalla de 11,6", bus HDMI, batería de gran duración gracias al sistema eco-botón y 379 euros de precio; o la línea iii del fabricante de gráficas y placas Manli que cuenta con las series M1, M3, M5, M7 y M9, LCDs de 10,2", detector de huellas, lector de tarjetas 3 en 1 e Intel Atom N270.

Lo de menos son las llamadas

Pero en el campo de los smartphones los lanzamientos continuos tampoco se quedan a la zaga. HTC, LG y Samsung acaban de lanzar móviles muy completos e innovadores.

Pese a incluir Android como sistema operativo, bordes biselados, una capa de teflón que suaviza la superficie, pantalla HVGA de 3,2", cámara de 5 Mpíxeles, los directivos de HTC subrayan que el elemento diferenciador de su nuevo móvil Hero es la interfaz Sense.

Ésta posibilita que el usuario tenga libertad absoluta a la hora de diseñar y organizar el modo de acceso a los contactos y los contenidos; o que pueda crear distintos perfiles con la aplicaciones que utilizará los días laborables y los que no trabaja; o que le sea posible gestionar una variedad de canales de comunicación y utilidades de modo que se integren en una sola vista. Su precio en el mercado libre se queda justo por debajo de los 500 euros.

La apuesta de LG pasa por el diseño, al anunciar el lanzamiento en España del primer teléfono-reloj de pulsera del mundo. Disponible por 999 euros, el LG-GD910 cuenta con pantalla táctil de 1,4", videollamada, tecnología Bluetooth, reproductor MP3, altavoz y es resistente al agua. Vamos, el complemento perfecto de cualquier aprendiz de James Bond de playa.

Finalmente, diseño y prestaciones definen al último lanzamiento de Samsung. El S8000, también conocido como Samsung Jet, integra una pantalla táctil con tecnología Amoled de 3,1 pulgadas y cámara de 5 megapíxeles. Funciona por medio de un sistema operativo desarrollado por la firma, TouchWiz 2.0, e internamente monta un procesador a 800 MHz, que presume de ser el más rápido del mercado. El terminal está disponible por 450 euros.

Loading...