Cisco ofrece routers para conexiones DSL y de cable

El fabricante apuesta por el usuario de consumo renovando la Serie E de sus productos y lanzando la Serie X, formada por routers híbridos DSL y cable

8 septiembre 2011

El fabricante ha decidido hacer una fuerte apuesta por el mercado de consumo renovando la E-series y lanzando la X-series, formada por routers módems híbridos DSL y cable.

Las necesidades de conexión en el hogar son cada vez mayores. Al tradicional PC de sobremesa, se suma el portátil, la videoconsola, la televisión, el smartphone y un buen número de dispositivos que han de estar conectados en red. En este contexto, el hardware de comunicación que ofrecen los operadores se queda corto y empiezan a surgir problemas de cobertura, de imposibilidad de gestión de tantos dispositivos y de complejidad en su configuración, entre otros.

Para hacer frente a estas necesidades, Cisco apuesta por la renovación de su gama E-serie de routers y se lanza a la aventura con la X-serie, un conjunto de soluciones inalámbricas híbridas, es decir, válidas tanto para conexiones DSL como por cable, que están dirigidas a usuarios poco familiarizados con la tecnología.

Empezando por los routers de la renovada E-series, Cisco ofrece cuatro modelos, Linksys E1200, E1500, E2500 y E3200, que se suman al ya presentado E4200 (169 euros). Todos son Wireless N y cubren, según modelo, desde las necesidades más básicas hasta las más complejas, como puede ser hacer streaming o manejar contenidos en 3D y de alta definición. Sus precios parten de los 54,00 euros.

La X-serie, por su parte, consta de dos modelos, el router módem Linksys X2000 Wireless-N ADSL2+ (99,99 euros) y el Linksys X3000 Advanced Wireless-N ADSL2+ (139 euros), este último equipado con un puerto USB que permite conectar y compartir dispositivos de almacenamiento externos, como llaves USB, cámaras de foto, de vídeo, etc.

Todos los equipos presentados se gestionan a través del asistente Cisco Connect con el que la compañía facilita al máximo su configuración. Así, esta interfaz permite en pocos pasos añadir dispositivos inalámbricos a nuestra red doméstica, realizar control parental, dar acceso a invitados o conectar un dispositivo de forma segura, entre otros.

Junto a estos lanzamientos, Cisco también quiere apostar fuerte por los accesorios para redes y comunicaciones por lo que ha presentado un repetidor de señal WiFi, Linksys Range Extender (79,99 euros), que amplifica la señal de nuestra conexión para llegar a aquel rincón de la casa que se queda sin cobertura. Solo hay que enchufar el adaptador a una toma de luz y configurarlo en dos pasos a partir de un CD de instalación que realiza el proceso de forma automática. El dispositivo cuenta con un puerto Ethernet.
 

Temas Relacionados
Loading...
'); doc.close(); });