Coge el módem 3G USB y corre

La operadora de “bajo coste” Yoigo presenta su fórmula para navegar por Internet desde el ordenador portátil sin trampa ni cartón, y sin sustos a fin de mes

Coge el módem 3G USB y corre

18 junio 2008

“Internet para Llevar” es la nueva oferta de la cuarta operadora de telefonía móvil en España, la sueca Yoigo que pertenece a TeliaSonera, que se suma a las diversas ofertas de navegación a través de un módem 3G ya disponibles, pero con una gran diferencia: no hay compromiso de permanencia.

 

En su línea habitual de simplificar al máximo el tarifario, solo hay una cuota única de 25 euros al mes para un tráfico de hasta 1 Gbyte, más 0,015 euros por Mbyte adicional, con un límite de 70 euros para evitar sorpresas al final de mes con la factura Telefónica. A ello hay que sumar el coste del módem 3G, que es de 39 euros y queda en poder del cliente, aunque se diese de baja inmediatamente después.

 

Llega el verano, y Yoigo quería dar la bienvenida al tiempo de vacaciones, sea en la playa o en la montaña, con nuestra oferta de datos y acceso a Internet”, señala Johan Andsjö, su consejero delegado en España. “Para ello hemos cerrado acuerdos con los principales operadores para completar nuestra propia red y asegurar una cobertura nacional de 3G en toda España”.

 

Así, a partir del 1 de julio que estará disponible el servicio, a las 2.000 antenas de Yoigo se sumarán las 9.000 de Vodafone y las 11.000 de Telefónica. “Y con unas tarifas rompedoras que son un 50% más baratas que la competencia”, asegura Andsjö. “Otras ofertas subvencionan el precio del módem, pero obligan a contratos de permanencia de hasta un año y medio y costes finales de más de 500 euros. Nosotros mantenemos nuestra filosofía de que la navegación por Internet es una forma de libertad, y no pensamos que pueda existir libertad si obligamos a nuestros clientes a tener un compromiso de permanencia con nosotros. Si después se quieren ir, pueden llamar a nuestro servicio a clientes y pedir los códigos de desbloqueo del módem”.

 

Sencillo de gestionar

En su habitual línea de “honestidad, transparencia y sencillez”, la configuración del módem está realmente simplificada. Al ser un equipo plug&play, sólo hay que insertarlo en la ranura USB del portátil y seguir los pasos del asistente que harán que en menos de 5 minutos ya podamos navegar por Internet. El propio software también es muy fácil de utilizar, permitiendo incluso enviar SMS desde el propio ordenador (estos SMS, así como las llamadas o los MMS multimedia, se cobran aparte de los 25 euros mensuales de navegación; sucede lo mismo con el acceso en roaming, que no entra dentro del precio mensual).

 

Los usuarios podrán controlar el volumen de tráfico que llevan consumido y saber cuándo han llegado al GByte incluido en la tarifa mensual, aunque de todas maneras Yoigo enviará MSM avisando de que se ha superado el límite y ahora están en la tarifa de 1,5 céntimos por cada MByte. “Podrá seguir navegando hasta que antes de llegar a los 70 euros recibe un mensaje que le avisa. Al llegar a esta cifra, la conexión se corta automáticamente para proteger al cliente de incurrir en un gasto demasiado elevado de manera voluntaria”, aclara Andsjö.