Cómo calibrar la batería del portátil

Optimiza su duración

9 diciembre 2015

Las baterías de los portátiles cada vez duran más y funcionan mejor que los modelos de hace unos años, pero siguen sin estar a salvo del desgaste y al cabo de un tiempo pierden parte de su capacidad total. Si quieres saber cómo calibrar la batería del portátil para optimizar su duración, puedes hacerlo fácilmente con estos consejos.

Batería Portátil

¿Recuerdas cuando estrenaste tu nuevo portátil y la batería duraba horas y horas? Con el uso y con cada ciclo de carga y descarga la capacidad de las baterías se queda lejos del 100%, aunque el sistema operativo nos indique lo contrario.

Todo ello se debe a la composición de las baterías, en las que hay elementos químicos que, por su propia naturaleza, se deterioran con el paso del tiempo. No obstante, no hay que resignarse a perder unos valiosos minutos de autonomía en nuestros portátiles, y la forma más efectiva de mantener la batería en buen estado es calibrándola cada cierto tiempo.

Por ejemplo, la mayoría de los fabricantes recomiendan calibrar la batería cada dos meses aproximadamente, de manera que sea capaz de cargarse al máximo de su capacidad teórica.

A grandes rasgos, el proceso consiste en cargar al 100% la batería el equipo, dejar que se descargue por completo, aguantar unas horas sin encender el portátil y entonces volver a conectarlo a la luz.

Paso 1: Carga tu batería y mantén el portátil conectado otras dos horas

Para empezar, lo único que tienes que hacer es conectar tu portátil a la corriente eléctrica y asegurarte de que la batería se carga por completo.

Déjalo un par de horas más conectado tras llegar al 100% y entonces desconéctalo, para que la batería comience a consumirse. Durante ese tiempo podrás utilizar tu portátil sin problemas (de hecho, es recomendable, para que la batería se descargue con el uso normal).

Paso 2: Deja que la batería se consuma y mantenla sin recargar una noche

En cuanto el portátil se quede sin energía, tendrás que mantenerlo unas cinco horas como mínimo sin carga alguna. Si puedes esperar un poco más, mejor que mejor, así que recomendamos que lo hagas de noche antes de acostarte y así al día siguiente ya estará todo listo, sin hacerte malgastar tu tiempo.

Paso 3: Vuelve a cargar el portátil hasta llegar al 100%

Por último, solo te queda volver a enchufar el portátil a la luz para que el proceso de recarga comience. Al llegar al 100%, ya habrás completado el proceso de carga de la batería. ¡Así de fácil!

Temas Relacionados
Loading...
'); doc.close(); });