Diez velas para QDQ

QDQ Media cumple diez años en nuestro país como la alternativa más dinámica al tradicional mamotreco de las páginas amarillas

Diez velas para QDQ

27 junio 2008

En estos diez años, QDQ ha pasado de una oficina con 43 personas a un grupo de comerciales que entre la sede madrileña y las delegaciones locales suman ya 700 personas. Y de la primera guía con una tirada de 170.000 ejemplares dedicada al “Corredor del Henares” en Madrid a 78 guías locales que cubren los principales distritos y mancomunidades de los municipios españoles con 14 millones de ejemplares editados al año.

 

En un mercado dominado tradicionalmente por los operadores públicos, supusimos toda una pequeña revolución”, señala Pascal García, director general de QDQ España. “Significábamos una reinterpretación del tradicional directorio telefónico como un medio eficaz y rentable de publicidad, filosofía que se tradujo en una política de segmentación para fomentar los atributos de proximidad”.

 

Así se abrieron un hueco a base de mejorar la calidad de impresión, los formatos más manejables, una distribución universal y gratuita, una información complementaria realmente útil y una atención especial a los clientes. “Además, el retorno de la inversión para el anunciante es alto, pues cuando un usuario acude a la guía está buscando publicidad sin ser consciente de ello, pues tiene una necesidad y consulta la guía para contactar con la empresa o establecimiento que, a través de su anuncio, le dice que se la puede satisfacer, ya sea un hotel, un fontanero o una empresa de cartonajes, por ejemplo”, afirma García. “Según datos de Ipsos, el 50% de las consultas a QDQ papel y el 65% de las búsquedas en QDQ.com finalizan en compra”.

 

Con los tiempos que corren

Un negocio tan dependiente de la publicidad, y en especial de la publicidad de pequeños anunciantes, pymes, autónomos y negocios particulares, se masca la crisis más que nunca. “Igual que la prensa gratuita, hemos notado el parón del sector inmobiliario, que era una importante fuente de ingresos. Por suerte, nosotros hemos sabido diversificarnos y contamos con buenas alianzas”.

 

Efectivamente, gigantes como eBay o Google están asociados a QDQ en la exploración de nuevos territorios publicitarios en la información clasificada gratuita. En 2001 se lanzó la versión on-line de la guía con un buscador de campo único, que según datos de la empresa ya había alcanzado en mayo cerca de 1,5 millones de usuarios únicos, 1.100 millones de páginas vistas y 194 millones de búsquedas a través del teléfono móvil.

 

En 2007 se cerró un acuerdo con eBay.es para fomentar el comercio electrónico entre los internautas españoles, de tal manera que además de la información comercial alojada en su web, se puede acceder directamente a los catálogos de productos en venta si tienen tienda propia en eBay.

 

Igualmente, el pasado junio se cerraba un acuerdo con Google para ser el primer distribuidor autorizado de Google Adwords en España, lo que permite a QDQ ampliar su cobertura e influencia, aumentando la visibilidad de sus anunciantes y el abanico de posibilidades, con ovedosas herramientas como la subasta de palabras clave o los servicios SEO de optimización del posicionamiento en buscadores.

 

Otras innovaciones de QDQ son los callejeros fotográficos, creando ciudades en 3D con información meteorológica y webcams del tráfico urbano. Sin duda, el mamotreto de las páginas amarillas aún dan mucho más juego en Internet.