Discos duros multimedia: MediaGate MG-350SHD

El chip Sigma empleado en este disco es muy potente y justifica la presencia de la salida HDMI, aunque tiene limitaciones cuando se trata de archivos 1.080p con una tasa de bits elevada

20 julio 2008

Ofrece un sinfín de opciones de conectividad, incluyendo el acceso a emisoras de radio en Internet. Es más práctico pasar archivos desde el ordenador personal hasta el disco multimedia que acceder directamente al PC para reproducirlos, sobre todo por las limitaciones de la conexión 802.11g en cuanto a velocidad.

 

La conexión a través de la red Ethernet es más recomendable para contenidos multimedia de calidad elevada, aunque se necesita que el cable llegue hasta el salón; o, mejor aún,  directamente que se use la conexión USB host local.

 

El menú de navegación es simple, pero contrasta con la complejidad de la configuración del dispositivo, sobre todo en lo que atañe a la red, aunque para sacar el máximo partido de él no queda más remedio que «pegarse» con los manuales unos minutos.

 

Los cables de audio y vídeo compuesto y por componentes son propietarios, por lo que es recomendable no perderlos, al igual que ocurre con Iomega ScreenPlay, no obstante, si se usa HDMI esta circunstancia queda en un segundo plano.