España, entre los países más censores según Google

Según el Informe de Transparencia de Google ha aumentado el volumen de peticiones de eliminación de datos por parte de gobiernos democráticos occidentales. La compañía cita específicamente a España

Mapa censura Google

18 junio 2012

Los últimos datos de peticiones de eliminación de resultados de búsqueda del Informe de Transparencia de Google, correspondientes a la segunda mitad de 2011, ponen a España en el punto de mira.

Google ha publicado en su blog un post en el que alerta de un «alarmante» aumento de la censura en Internet que «no sólo pone en riesgo la libertad de expresión sino que procede de países de los que no cabría sospechar por tratarse de democracias occidentales». Y cita directamente a España.

La compañía publica periódicamente los datos de las peticiones que recibe para eliminar de sus resultados de búsqueda determinados contenidos. Desde que comenzó a publicar estos datos en 2010, Google admite que en ocasiones ha recibido peticiones de distintos gobiernos para eliminar contenidos políticos que los usuarios habían publicado en sus servicios. Entre ellos se encuentran publicaciones en blogs o vídeos de YouTube.

Sin embargo, los datos relativos a la segunda mitad del año pasado han hecho saltar las alarmas de la censura en la compañía, ya que en concreto el gobierno español -a través de la Agencia de Protección de Datos- pidió en ese período que se eliminasen 270 resultados de búsquedas que enlazaban con posts y artículos de blogs y periódicos en los que se hablaba de cargos públicos, entre ellos alcaldes y jueces. También solicitó que se eliminasen blogs publicados en Blogger y vídeos de YouTube. La compañía decidió no aceptar ninguna de estas peticiones.

En los datos del último Informe de Transparencia la compañía afirma haber cumplido con un 65% de las peticiones globales de borrado atendiendo a sentencias judiciales, y con un 47% de las peticiones estándar. En el caso español, los datos de Google indican que se cumplió con el 37% de las peticiones de eliminación de elementos, y con el 51% de las solicitudes de datos.

Las solicitudes de borrado españolas no han sido las únicas denegadas, aunque llaman la atención por la cantidad. En el caso de  Canadá, por ejemplo, Google afirma haber denegado una petición del gobierno canadiense que solicitaba la eliminación de un vídeo de YouTube en el que un ciudadano orinaba sobre el pasaporte, lo arrobaja al váter y tiraba de la cadena. Sin embargo, el buscador ha aceptado otras peticiones, como las realizadas por el gobierno tailandés por insultos a la monarquía de ese país.