Estados Unidos aprueba su ley de neutralidad en Internet

La Comisión Federal de Comunicaciones de los Estados Unidos (FCC) votó a favor de la normativa creada por la Administración Obama para garantizar la neutralidad en la Red. La nueva norma prohíbe a las compañías de teléfono y cable bloquear o ralentizar el acceso a determinadas páginas web. Sin embargo, la medida no resulta tan estricta con los proveedores de conexión inalámbrica

Estados Unidos aprueba su ley de neutralidad en Internet

22 diciembre 2010

La Comisión Federal de Comunicaciones de los Estados Unidos (FCC) votó a favor de la normativa creada por la Administración Obama para garantizar la neutralidad en la Red. La nueva norma prohíbe a las compañías de teléfono y cable bloquear o ralentizar el acceso a determinadas páginas web. Sin embargo, la medida no resulta tan estricta con los proveedores de conexión inalámbrica.

La normativa, adoptada tras meses de debate y rodeada de numerosas críticas desde todos los puntos de vista, fue aprobada después de una ajustada votación, que se resolvió por tres votos a favor y dos en contra. De todas maneras, la nueva ley está pendiente de posibles recursos y no será oficial hasta contar con el visto bueno del Capitolio.

Tras la votación, Barack Obama, que cumple una de sus promesas, declaró que esta decisión «ayudará a preservar la naturaleza libre y abierta de Internet, estimulando la innovación y protegiendo el derecho del consumidor a elegir libremente su servicio, defendiendo así su libertad de expresión».

De hecho, la votación se puede entender en clave política, ya que los tres representantes demócratas en la Comisión Federal de Comunicaciones fueron los responsables de la aprobación de la norma, pese a los dos votos en contra de los integrantes nominados por el partido Republicano.

Las nuevas reglas impedirán que empresas de la talla de Verizon o AT&T pongan cualquier tipo de inconveniente al acceso a través de sus redes a servicios que podrían suponer rivalidad, pero deja mayor margen de acción a los proveedores de conexión inalámbrica. Este matiz puede resultar inquietante ya que las conexiones a Internet a través del teléfono móvil o los tablets son cada vez más numerosas y muchos expertos vaticinan que superarán a los ordenadores y portátiles en un futuro no muy lejano.

Aunque se trate de una ley con luces y sombras, no podemos dejar de notar la enorme importancia que supone el nacimiento de una norma desarrollada para garantizar la neutralidad en Internet. Y más en un país como Estados Unidos, siempre receloso de cualquier medida de regulación proveniente del Gobierno.

Temas Relacionados
Loading...
'); doc.close(); });