La importancia de las conexiones en tu televisor

Aunque parezca mentira, una de las partes más importantes de un televisor es el de las conexiones. Es inútil que podamos visualizar millones de puntos en pantalla si sólo conectamos un DVD por la entrada de vídeo compuesto

La importancia de las conexiones en tu televisor

25 septiembre 2007

Por un lado, si las conexiones de nuestro televisor son escasas o del tipo incorrecto no podremos conectar los dispositivos que necesitamos o no podremos conectarlos con la calidad que se podría obtener. Por el otro, es bueno conocer de qué conexiones dispone y para qué sirven para sacar el máximo partido de nuestro televisor.
DVI
Conexión digital para la tarjeta gráfica del ordenador de alta calidad. Permite utilizar el televisor como monitor. La resolución y otras características de la señal se ajustarán automáticamente a las prestaciones tanto del televisor como del ordenador. No dispone de señal de audio, por lo que tendremos que conectar por separado las salidas desde la tarjeta de sonido del ordenador.
Euroconector o SCART
Son conexiones tanto de entrada como de salida de señal de imagen y sonido. Tienen una calidad inferior que el resto (HDMI, componentes, RGB). Si el dispositivo que queremos conectar sólo dispone de conexión por euroconector hay que asegurarse de que es compatible con señales RGB a través de esa conexión. Si lo es, configuraremos el dispositivo para que utilice ese tipo de salida y conectaremos el cable al euroconector del televisor. Esta conexión también tiene que ser compatible con RGB, esto lo comprobaremos en el manual o con la rotulación de la conexión.
HDMI
La interfaz multimedia de alta definición es una conexión de alta calidad que transporta tanto audio como vídeo. Está especialmente indicada para señales de alta definición en dispositivos como Blu-Ray, HD-DVD, PC o consolas de última generación. También existen modelos de DVD que utilizan esta conexión, aunque en general no la aprovechan del todo. Si nuestro televisor no dispone de entrada DVI se puede adquirir un sencillo adaptador para poder conectarlo a una entrada HDMI. Existen versiones de HDMI de la 1.0 a la 1.3a con distintas capacidades. La 1.3 admite una resolución mayor que la 1080p (hasta 2560x1600p) con vistas a aparatos de alta definición del futuro.
RGB
Se trata de la conexión tradicional de ordenador. Permiten utilizar el televisor como un monitor de PC. Eso sí, hay que consultar con el manual con qué resoluciones es compatible el televisor para poder ajustar la configuración de la tarjeta del ordenador. Actualmente las tarjetas gráficas de PC disponen de salida DVI, por lo que esta conexión no es muy utilizada. Junto a la conexión RGB encontramos la entrada de sonido que conectaremos al ordenador para poder escuchar la salida de la  tarjeta de sonido por los altavoces del televisor.
S-Video
Conexión de vídeo analógica de calidad PAL (576 líneas). Transporta por separado las señales de luminancia y crominancia, por lo que ofrece una calidad más alta que la conexión por vídeo compuesto, que transporta las dos señales por el mismo cable. Junto a la conexión de S-vídeo se suele encontrar una entrada de sonido, pues este conector no transporta audio. Suele encontrarse en los laterales o frontales del televisor para conectar cámaras y otros dispositivos.
Vídeo compuesto o simplemente entrada de vídeo
Es la conexión de vídeo de menor calidad. La señal es analógica y alcanza como máximo resolución PAL. Suele encontrarse en los laterales o frontales del televisor para conectar cámaras y otros dispositivos.
Entrada por componentes Y, Pg y Pr
Señal analógica de alta calidad compatible con contenidos de alta definición hasta 1080p. La señal de audio tiene que ir por separado.
Salidas de audio
Útiles principalmente para conectar el televisor al equipo de música y poder escuchar el sonido que produce el sintonizador interno con mayor calidad. Es conveniente que (como en este caso) exista una salida de audio capaz de transportar señal de sonido envolvente (conexión óptica o coaxial) para aprovechar las características de la programación digital que disponga de este tipo de audio.