Instagram ya es un poco más Snapchat

"Instagram Stories" es la respuesta de Instagram al éxito de Snapchat

David Cerdán

instagramStories

4 agosto 2016

Facebook, la actual propietaria de Instagram, intentó adquirir hace un tiempo la famosa aplicación de mensajería efímera Snapchat como hizo con la red social de fotografía. Parece ser que su fundador se negó rotundamente.

Ahora, la empresa de Mark Zuckerberg ha decidido tomar otro camino: el lanzamiento de su particular funcionalidad dentro de Instagram para acercarse a Snapchat: “Instagram Stories”.

La misma base, detalles distintos

La nueva funcionalidad de Instagram, “Instagram stories”, se basa en el mismo concepto que Snapchat: compartir fotos y vídeos cortos (de hasta 10 segundos) con fecha de caducidad. Las fotos y vídeos pueden ser decorados con dibujos, textos y emojis e incluso se les puede aplicar filtros.

Pese a las similitudes, también existen diferencias importantes entre ambos sistemas. En Snapchat es el usuario el que decide la caducidad de lo que envía, pudiendo ser ésta de entre 1 y 10 segundos. En Instagram, los elementos efímeros se agrupan en las llamadas “historias” y desaparecen automáticamente al cabo de 24 horas.

Otro elemento diferenciador es el receptor de los mensajes. Hay que recordar que Instagram es una red social mientras que Snapchat es principalmente una aplicación de mensajería. En el primer caso las "historias" son visibles por todo el mundo si nuestra cuenta es pública o por nuestros seguidores autorizados si es privada. También es posible ocultar una "historia" si así lo deseamos. En el caso de Snapchat es posible publicar para nuestros seguidores o para una persona en concreto.

Para utilizar la nueva funcionalidad de Instagram tan sólo es necesario acceder al nuevo botón situado en la parte superior izquierda, realizar una foto o vídeo, editarla y añadirla a la historia. También podemos consultar las historias del resto de usuarios, saltando de una a otra y respondiendo a ellas de manera privada.

Guerra de usuarios

Parece ser que los 3.000 millones de dólares que Zuckerberg ofreció por Snapchat en 2013 no eran suficientes. Algunos analistas valoran ahora la empresa que no pudo comprar en 40.000 millones. Snapchat ha crecido en estos 3 años a un ritmo vertiginoso, pero todavía le queda mucho recorrido.

Por su parte Instagram ha conseguido superar a Twitter con sus más de 500 millones de usuarios. Es evidente que su potencial es enorme aunque algunos dudan de que sea capaz de atraer al público tan joven que utiliza Snapchat habitualmente.

Loading...