Llega a España la batalla legal entre Apple y Samsung

Según una sentencia de un juez francés, Samsung Electronics y Samsung Electronics Iberia solicitaron en un juzgado español una declaración que avale que su familia Galaxy no es ninguna copia de modelos Apple

Samsung Galaxy Tab 10.1

9 diciembre 2011

La batalla legal entre Apple y Samsung continúa en Francia y podría haber llegado a España. Un tribunal francés ha rechazado la petición de Samsung de imponer una prohibición de las ventas preliminares del último iPhone en tierras galas, según ha informado la empresa surcoreana. La sentencia francesa recoge que Samsung Electronics y Samsung Electronics Iberia solicitaron en un juzgado español una declaración que avale que su familia Galaxy no es ninguna copia de modelos Apple.

Pero por el momento no se sabe más al respecto. Las dos empresas se han visto envueltas en unos 30 casos legales en 10 países diferentes desde el mes de abril. Un tribunal de Estados Unidos también rechazó la oferta de Apple de la semana pasada en la que pedía el bloqueo de la venta de los modelos Samsung Galaxy (teléfonos y tablets) en el mercado de los EE UU, privando al fabricante del iPhone y el iPad de impulsarlo de manera considerable.

En Australia, una prohibición cautelar de venta de la Samsung Galaxy Tab 10.1 se levantó el pasado viernes, mientras que  se permitieron las ventas del iPhone 4S después de que un tribunal admitiera a trámite una demanda por violación de patente presentada por Samsung en el mes de marzo.

La surcoreana dijo que revisaría los motivos por escrito de la decisión francesa y continuará ejerciendo todas las opciones disponibles para hacer valer sus derechos de propiedad intelectual.

Para finalizar, Samsung presentó alegaciones en la orden judicial contra el iPhone 4S en Japón, Francia, Italia y Australia en octubre, optando después por llevar a cabo acciones legales a nivel global en vez de ir país por país.