Menores e Internet: consejos para el verano

Ya sea desde el hogar o desde lugares públicos como cibercafés, colegios y bibliotecas, casi el 100% de los menores de nuestro país tiene acceso a Internet. Dado el carácter abierto de la Red, no es siempre un buen “patio de colegio”

Menores e Internet: consejos para el verano

26 junio 2010

Ya sea desde el hogar o desde lugares públicos como cibercafés, colegios y bibliotecas, casi el 100% de los menores de nuestro país tiene acceso a Internet. Y, dado el carácter abierto de la Red, no es siempre un buen “patio de colegio”.

Por eso, G Data considera imprescindible que los adultos supervisen de alguna manera el uso que los menores a su cargo hacen de ella, especialmente, en estas fechas vacacionales, cuando los chicos disponen de mucho más tiempo libre que sus adultos.

G Data se apoya en datos del Instituto de la Juventud (INJUVE), según los cuales, el 96% de los jóvenes utiliza Internet y el 71% de los menores de diez años dispone de conexión en su propia casa. Ello les expone al riesgo de caer en manos de estafadores, timadores u otro tipo de delincuentes online si se les permite acceder a la Red sin control.

Por otra parte, el informe “Navegantes en la Red” de AIMC (Asociación para la investigación de medios de comunicación) revela que el 63% de los adultos sondeados (10.000 personas con hijos menores de 14 años) no aplica ningún control parental o filtro web sobre las actividades on-line de sus hijos.

Ante esta situación, G Data ha elaborado una serie de consejos para que los adultos controlen el uso que los menores bajo su responsabilidad hacen de Internet. Básicamente, la compañía recomienda, entre otras medidas, aplicar siempre las cinco funciones esenciales del control parental: controlar los tiempos de conexión, establecer horas de uso y franjas horarias, bloquear los contenidos inapropiados, establecer listas seguras de contenidos permitidos y recomendables y registrar las infracciones e intentos de uso no permitidos por los padres.

Algunas medidas prácticas, como colocar los ordenadores en espacios comunes, como el salón, en lugar de en las habitaciones de los chicos pueden ayudar a garantizar el cumplimiento de tales controles.

Temas Relacionados
Loading...