MSI GT 735

Un portátil a la última que hará las delicias de los jugones más exigentes gracias a sus 4 Gbytes de memoria y la potente GPU que incorpora

1 diciembre 2008

Aunque este equipo ha sido ideado para satisfacer las necesidades de los aficionados a los juegos, también resulta atractivo para aquellos usuarios que desean reemplazar su PC de sobremesa por un equipo potente capaz de vérselas sin problemas con cualquier aplicación actual.

  

En la ficha que encontrarás junto a este análisis detallamos su configuración, así como el rendimiento que ha arrojado en nuestro banco de pruebas. Mueve Windows Vista y la mayor parte de las aplicaciones con absoluta solvencia, como demuestra el índice que ha arrojado en PCMark Vantage, a la par que los 1.905 puntos que ha obtenido en 3DMark Vantage avalan una productividad muy digna con juegos, suficiente para disfrutar cualquier título actual con un nivel medio de exigencia gráfica.

 

Por otra parte, la construcción de este equipo es magnífica. El anclaje de la pantalla es robusto y su chasis muy rígido y bien acabado. La utilización de una lámina de aluminio pulido en la zona en la que reposan las muñecas nos parece un acierto debido a que es un material que resiste estoicamente el rozamiento, a la par que resulta muy atractivo a nivel estético. También nos parece una buena idea la inclusión de un ratón óptico de resolución conmutable diseñado para satisfacer las necesidades de los jugones. 

 

Pruebas:

PCMark Vantage: 3.138 puntos

3DMark Vantage: 1.905 puntos

SiSoft Sandra 2009: 16,53 GIPS / 15,55 GFLOPS