Nikon Df, la réflex más vintage del siglo XXI

6 noviembre 2013

Últimamente Nikon está apostando por el diseño, y no solamente por la calidad de sus cámaras. Ya hemos visto varios modelos innovadores por parte de la compañía, pero todavía quedaba una sorpresa, la cámara más vintage de este siglo, la Nikon Df. Una réflex inspirada en las cámaras de hace décadas.

Pero no por tratarse de una cámara que el mismo Peter Parker podría haber llevado en la conocida serie de dibujos, es una cámara de mala calidad. De hecho, Nikon ha decidido actualizar algunos de los componentes con los que cuenta esta particular cámara. Por ejemplo, incluye el sensor Full Frame que lleva la Nikon D4, con 16 megapíxeles, y un ISO capaz de alcanzar los 204.800. El enfoque de 39 puntos, las ráfagas de hasta 5,5 fotos por segundo, y el procesador EXPEED 3, hacen de esta cámara una gran opción para los fotógrafos que quieran tomar fotografías de buena calidad con una cámara muy vistosa.

Y es que, lo que más destaca de la cámara no son sus especificaciones técnicas, sino el diseño de la misma, inspirado claramente en las cámaras utilizadas hace décadas, y en algunos modelos que ya tenía Nikon, como las F2 y F3. Y ese aire retro se conserva en otras características de la cámara. Se trata de una réflex, con espejo, por lo que no es una de las Mirror-less que tan de moda está hoy en día. Además, la cantidad de botones, diales y selectores físicos con los que cuenta casi nos permitirían prescindir de la pantalla de 3,2 pulgadas que, aun así, sí que ha sido incluida. En realidad, no hace falta utilizar la pantalla LCD para regular la exposición, la velocidad y la sensibilidad.

Añadidos y carencias

Y sobre todo esto destaca la posibilidad de utilizar objetivos intercambiables, y no cualquier tipo de objetivos. Es compatible con los objetivos F, los de la familia Nikkor, lo que incluso incluye los que no son Ai. Es decir, que esta cámara, conservando al máximo el estilo vintage, será compatible con los objetivos producidos antes de 1977.

Frente a este añadido, nos encontramos una carencia importante, y es que no cuenta con la posibilidad de grabar vídeo. Aunque era ya algo común en las Nikon de nueva generación y en las cámaras de alta gama de los últimos años, parece que la compañía ha optado por prescindir de esta característica en su nueva cámara.

Disponibilidad y precio

La cámara estará disponible en dos colores distintos. Una versión completa en color negro, y una versión en plateado con los detalles en negro. Ambas versiones cuentan con empuñadura texturizada para que el manejo de la Nikon Df sea lo más cómodo posible y de paso para que el aspecto sea 100% retro.

Su fecha de lanzamiento todavía no está fijada, pero su precio sí es oficial, costando 2.900 euros el pack que incluye el cuerpo de la cámara y un objetivo f1.8 de 50 mm.

Loading...