Plone, gestión de contenidos potente y flexible

Desde el año 2001, el CMS llamado Plone permite a personas que no son técnicas poder crear y mantener información en sus webs e intranets prestando una especial atención al criterio de la usabilidad y el pragmatismo. Nuestro experto nos habla de ello

Plone, gestión de contenidos potente y flexible

5 julio 2009

LA OPINIÓN DEL EXPERTO

En el universo del software libre, los sistemas de gestión de contenidos (CMS) son multitud. Basta con visitar algunos de los portales especializados (e.g. cmsmatrix.org) para encontrar centenares de CMS diferentes: algunos desarrollados en Java, otros en Python, unos cuantos en Ruby on Rails y muchos en PHP.

El objetivo de estos sistemas es facilitar la creación y administración de los contenidos de espacios web y, generalmente, lo único que se necesita para utilizarlos es un navegador web, unos conocimientos básicos sobre edición de textos y un profundo proceso de reflexión sobre cómo queremos organizar y presentar la información en nuestra web. Por supuesto, no hace falta decir que lo último es lo más difícil…

Entre los CMS más conocidos y premiados se encuentran, por orden alfabético: Alfresco WCM, Drupal, Joomla y Plone, aunque no conviene olvidar otros nombres propios que destacan en ámbitos más concretos, como son Moodle (e-learning) o Wordpress (gestión de blogs).

Hoy en día, las organizaciones que desean mantener actualizados sus contenidos utilizan uno de estos CMS y, por lo tanto, ya han pasado por un proceso de valoración que les ha permitido seleccionar el más adecuado para sus necesidades. En UPCnet, la empresa de servicios informáticos de la Universidad Politécnica de Cataluña, la solución escogida ha sido Plone.

¿Por qué Plone?

Tal y como nos define la Wikipedia, Plone es un CMS de software libre construido sobre el servidor de aplicaciones Zope y programado en Python. Es adecuado para sitios web públicos y privados y también puede usarse como un sistema de publicación documental o como herramienta de colaboración para grupos de trabajo.

El proyecto Plone surgió en 1999 de la mano de Alexander Limi, Alan Runyan y Vidar Andersen, que vieron nacer la primera versión del producto en 2001. La idea inicial consistía en dotar al servidor Zope de una interfaz mucho más usable y, por este motivo, la usabilidad siempre ha sido el pilar fundamental que ha guiado todas las versiones del producto. De hecho, el estilo visual Monobook de la propia Wikipedia está parcialmente basado en las hojas de estilo de Plone.

Ventajas de Plone

A principios del año 2005, en UPCnet realizamos un análisis de los principales CMS. Valoramos aspectos tecnológicos, económicos, estratégicos y, por supuesto, aspectos relativos a la madurez de las soluciones, utilizando la metodología OSMM. El resultado de aquel análisis nos llevó a escoger Plone y, desde entonces, hemos realizado en diversas ocasiones análisis similares sin alterar el resultado.

Las ventajas que nos ha ofrecido en los casi cien proyectos que hemos realizado son:

-Es fácil de instalar y fácil de usar. De hecho, creo que probablemente ésta es la clave de su éxito. A modo de ejemplo, en el primer proyecto que pusimos en marcha, nuestra intranet corporativa, las 160 personas que trabajan en UPCnet comenzaron a crear los contenidos sin recibir ninguna formación técnica específica.

-Es internacional y está traducido a más de 40 idiomas, incluyendo el castellano, catalán, gallego y euskera.

-Es tecnológicamente neutral y sabe convivir en armonía con los demás: LDAP, SQL, WebDAV, etc. Además, funciona sin problemas sobre Linux, Windows, Mac OS X, FreeBSD y Solaris.

-Está ampliamente soportado, tanto por la comunidad de desarrolladores, formada por más de 200 miembros, como por las más de 300 empresas que prestan servicios profesionales en más de 50 países. En la actualidad, Plone está dentro del 2% de proyectos de software libre más activos del mundo.

-Es estándar. El riguroso cumplimiento de los estándares es una norma inquebrantable y, por ejemplo, en lo que respecta a la accesibilidad, Plone cumple o sobrepasa los estándares W3C WAI-AA y US Government 508.

-Es seguro. Como la mayoría de proyectos open source, el código de Plone está sometido permanentemente al escrutinio de miles de desarrolladores. Éste y otros motivos le han permitido situarse entre los mejores.

-Es extensible. Es decir, si sabes programar en Python, puedes desarrollar productos adicionales que extiendan la funcionalidad de Plone. En la web de la comunidad (plone.org) se pueden descargar unos mil de los más diversos ámbitos.

Finalmente, es necesario indicar que todo lo anterior no sería más que buenas intenciones si no existieran buenos ejemplos que demostraran su madurez. En este sentido, hay que destacar que ya han confiado en Plone organizaciones como la NASA, Oxfam, Amnistía Internacional, Nokia, Novell, eBay, los gobiernos de Brasil y Nueva Zelanda, las universidades estatales de Pennsylvania y Utah y, evidentemente, la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC).

Plone en la UPC

En la UPC llevamos más de cuatro años trabajando con Plone y creando muchos tipos de soluciones. Para ilustrar la versatilidad y flexibilidad que nos ha aportado, creo que es interesante destacar tres de ellas.

-La Intranet de UPCnet. Fue nuestro primer proyecto y es la principal base de conocimiento de la empresa, ofreciendo más de 30.000 contenidos y diversas herramientas participativas.

-Genweb UPC. Es un servicio que permite crear y gestionar de manera integral los espacios web de la UPC de acuerdo con la imagen institucional y sin que sea necesario ningún conocimiento técnico especializado. En estos momentos, más de 150 webs de la Universidad ya se han creado con Genweb.

-El CanalUPC. Es el canal de contenidos multimedia de la UPC y permite gestionar su parrilla de programación, subcanales y una multitud de metadatos.

Actualmente, la versión estable con la que trabajamos es la 3.2.2. En pocos meses verá la luz Plone 4, una versión que promete simplificar la maquetación de las páginas y aumentar significativamente el rendimiento, y el año que viene, Plone 5. Estamos impacientes…

Por Javier Otero, responsable de Gestión del conocimiento de UPCnet