Proyecto Helix: ¿El futuro de Xbox?

David Cerdán

Xbox One

25 mayo 2016

Según fuentes de Microsoft consultadas por Kotaku, el famoso blog de videojuegos, la empresa estaría avanzando en sus esfuerzos por unir a Xbox y Windows 10 como plataforma de juego. En los planes se incluiría el lanzamiento de nuevas versiones de Xbox en los próximos dos años.

Como ya pasó con la anterior generación, Sony y Microsoft están preparando versiones más delgadas y eficientes de sus consolas de última generación. En el caso de Sony ya conocemos el que probablemente será su nombre, PS4 Neo, y algunas de sus características como una mejor resolución o la posibilidad de utiilizarla con gafas de realidad virtual.

Pero al parecer Microsoft quiere ir más allá con los cambios y prepara una estrategia global para su división de videojuegos, el llamado "Proyecto Helix". Veamos qué dos nuevas consolas se rumorea que aparecerán en 2016 y 2017.

2016: ¿Xbox One Slim?

Los rumores apuntan a que Microsoft anunciará en breve una revisión de "Xbox One" para finales de este año. El nuevo modelo sería más compacto y vendría equipado con un disco duro de 2TB, lo que supone el doble de espacio que la consola de Microsoft con más capacidad actualmente.

Estos rumores son bastante fiables, y por lo ocurrido en anteriores generaciones algo bastante plausible.

2017: Proyecto Scorpio

Fuentes anónimas de Microsoft han confirmado que la empresa está trabajando en un modelo mucho más potente para 2017, de nombre clave "Scorpio".

Esta nueva consola (o modelo) tendría una GPU mucho más potente, capaz de soportar resoluciones 4K y realidad virtual en lo que parece un acuerdo importante con "Oculus Rift". Las especificaciones no están del todo decididas, pero según la información reportada por las fuentes, empresas de desarrollo han recibido ya algunos detalles más en una reunión secreta celebrada la pasada semana.

Cambios en la estrategia

La estrategia a largo de plazo de Microsoft va mucho más allá del lanzamiento de dos nuevas consolas. Microsoft no está contenta con los actuales ciclos de desarrollo de las consolas (alrededor de 5 años) y desea mover el negocio hacia un modelo más cercano a Apple, con revisiones del hardware anuales y software (en este caso videojuegos) más o menos retrocompatible con las versiones anteriores de la consola.

¿Funcionará la nueva estrategia de Microsoft? ¿Se subirá Sony al carro? Sabremos más en la gran feria del E3.

 

Temas Relacionados
Loading...