Los últimos procesadores de Intel

La capacidad de innovación de esta compañía parece no tener límites. En esta ocasión, ha logrado mantener su liderazgo lanzando los primeros micros Nehalem con tecnología de 32 nm

Juan Carlos López Revilla

Los últimos procesadores de Intel

15 marzo 2010

No cabe duda de que 2009 no ha sido un buen año para los fabricantes de componentes y los ensambladores de PCs. El estudio de crecimiento interanual publicado por IDC (www.idc.com) durante el tercer trimestre del año pasado revela que la venta de equipos en el sector profesional ha caído notablemente; sin embargo, el descenso en el mercado de consumo ha sido mucho menos acusado. Las previsiones de esta consultora auguran que en 2010 el mercado profesional recuperará las cifras de 2008 y el segmento de consumo experimentará un crecimiento constante, al menos, hasta 2013.

Lo más curioso es que esta optimista tendencia no estará sostenida por los usuarios que afrontan su primera compra de equipamiento informático. Y es que más del 70% de los ordenadores que se venderán en 2010 serán utilizados para reemplazar máquinas que han quedado obsoletas. Resulta curioso que en plena crisis los usuarios optemos por reemplazar el PC o portátil que tenemos actualmente, pero no lo es tanto si tenemos en cuenta que las redes sociales e Internet están modificando drásticamente la evolución de nuestro modelo de uso.

Como muestra un botón: en 2013 el 50% de los contenidos disponibles en la Red habrá sido creado por los propios usuarios. Y, para que este fenómeno sea posible, necesitamos PCs más potentes capaces de generar y manipular todo tipo de contenidos digitales. Esta es la propuesta de Intel para hacerlo viable.

intel-core-i5b

Nuevas CPUs, chipsets y soluciones inalámbricas

Los primeros procesadores lanzados por Intel con microarquitectura Nehalem, los Core i7 con zócalo LGA 1366, llegaron a las tiendas a finales de 2008, pero eran propuestas de alta gama y precio elevado diseñadas para entusiastas, jugones y, en general, usuarios que demandaban el máximo rendimiento.

En septiembre de 2009 inició la comercialización de los chips Intel Core i5 e i7 con zócalo LGA 1156, más económicos que sus predecesores debido a una ligera simplificación de su microarquitectura que, grosso modo, consistió en la integración de dos canales de memoria DDR3 en vez de tres y en la eliminación del costoso bus QPI (Quick Path Interconnect), un enlace de altas prestaciones más apropiado para configuraciones con varias CPUs que para PCs domésticos con un único procesador. Tanto los primeros Core i7 como estos últimos estaban fabricados utilizando tecnología de integración de 45 nm. Aun así, y a pesar del lanzamiento de estas nuevas soluciones, la oferta de microprocesadores de última generación de Intel seguía sin abarcar todos los estratos del mercado, en especial los ordenadores portátiles y los equipos de gama baja. Pero esta situación acaba de cambiar.

Desde principios del pasado mes de enero podemos encontrar en las tiendas nada menos que cinco nuevos procesadores para portátiles de la familia Core i7, ocho chips Core i5 inéditos (cuatro para PCs de sobremesa y otros tantos para equipos portátiles) y cuatro Core i3 (dos para portátiles y otros dos para ordenadores de sobremesa). Pero esto no es todo. Intel también ha lanzado siete nuevos chipsets de la serie 5 tanto para portátiles como para equipos de sobremesa y tres soluciones inalámbricas compatibles con la versión definitiva del estándar WiFi 802.11n (una de ellas está además capacitada para acceder a redes WiMAX).

Una curiosidad: la marca Centrino no identificará más a la terna CPU, chipset y tarjeta inalámbrica. En adelante únicamente hará referencia a este último componente, por lo que la designación comercial de las últimas soluciones inalámbricas de Intel será Centrino Ultimate-N 6300, Centrino Advanced-N 6200 y Centrino Advanced-N + WiMAX 6250.

intel-corei5-chipset

Una microarquitectura para la próxima década

El nombre interno (también conocido como nombre en código) de los nuevos microprocesadores es Clarkdale y, aunque son el resultado de la evolución de la microarquitectura Nehalem, realmente incorporan dos núcleos Westmere equipados con la tecnología Hyper-Threading, por lo que son capaces de procesar simultáneamente 4 hilos de ejecución o threads. En la fabricación del núcleo de estas CPUs Intel ha empleado por primera vez la tecnología de integración de 32 nm, pero ésta no es la única aportación relevante de estos chips. Además, son los primeros que incorporan la lógica gráfica en el interior del núcleo, aunque la litografía de esta circuitería es 45 nm.

Sobre el papel, el rendimiento de este bloque funcional, cuya designación comercial es Intel HD, es superior al ofrecido por las soluciones que lo incorporan en el chipset, lo que, entre otras cosas, lo hace capaz de manejar con total fluidez vídeo en alta definición. Pero esta no es la única mejora. También acelera vídeo DXVA-HD, soporta WDDM 1.1 y DirectX 10 (aunque, desafortunadamente, no DirectX 11), está optimizado para reproducir animaciones Flash y Silverlight y, por último, soporta las tecnologías avanzadas de gestión del color Deep Color y xvYCC.

Una de las ventajas derivadas de la integración de la lógica gráfica en el interior de la CPU, además del incremento del rendimiento que conlleva la incorporación de 12 unidades de ejecución frente a las 10 integradas en anteriores chipsets de Intel, consiste en que la liberación de ese espacio del northbridge ha permitido a los ingenieros de la compañía integrar en este chip la lógica responsable de la entrada y salida. Por esta razón, los nuevos chipsets de la serie 5 incorporan un único chip y no dos.

intel-corei5-turboboost

Portátiles aún más ligeros y realmente potentes

Las novedades lanzadas por Intel en el ámbito de los PCs de sobremesa son jugosas, pero aún lo son más en lo que concierne a los portátiles. Y es que nada menos que 11 de los 17 microprocesadores presentados han sido diseñados para estas últimas máquinas. Gracias a ellos en breve llegarán a las tiendas portátiles más potentes equipados con las tecnologías Hyper-Threading y Turbo Boost, dotados de una mayor autonomía, más finos y más ligeros. Y es muy probable que estas mejoras contribuyan a popularizar los portátiles ultrafinos con pantallas de 13 y 14 pulgadas de precio asequible.

Sabías que…

La familia de microprocesadores Intel Core para equipos de sobremesa y portátiles queda conformada, después del lanzamiento de Clarkdale, por las gamas Core i3 para máquinas del segmento de entrada, Core i5 para PCs de gama media y elevado rendimiento, y Core i7 para equipos de alta gama y las máximas prestaciones.

Las grandes bazas de Clarkdale

* Tecnología de integración de 32 nm
* 256 Kbytes L2 por núcleo y 4 Mby­tes L3 compartida
* Dos canales de memoria DDR3 y módulos de hasta 1.333 MHz
* Hyper-Threading (2 núcleos físicos y 4 lógicos)
* Tecnología Intel Turbo Boost (overclocking automático y dinámico)
* Gráficos Intel HD compatibles con DirectX 10 y OpenGL 2.1
* Conectividad WiFi mejorada compatible con 802.11n
* TDP entre 73 y 87 vatios

Temas Relacionados
Loading...
'); doc.close(); });