Vodafone España hace públicas sus cifras

Con unos ingresos de 7.170 millones de euros al cierre de su año fiscal (31 de marzo) y un aumento de más de 1,1 millones en su base de clientes, la operadora mantiene sus inversiones y expectativas intactas

Vodafone España hace públicas sus cifras

27 mayo 2008

Vodafone España ha anunciado sus resultados financieros 2007-08, con unos ingresos totales que ascendieron a 7.170 millones de euros, un 8% más que el ejercicio anterior. Los ingresos totales por servicios crecieron un 9,7% hasta los 6.576 millones, debido al crecimiento de los ingresos por servicios de voz -6,7%- , a los generados por la mensajería -7,3%- y al fuerte impulso de los ingresos por servicios de datos -32,5%-. Por su parte, los ingresos por servicios móviles crecieron un 8,3%, impulsados por un crecimiento medio de la cartera de clientes del 9,1%.

 

Durante el último trimestre, la base de clientes de telefonía móvil aumentó en 229.000 hasta alcanzar los 16.039.000 a 31 de marzo. Durante el último año fiscal, el porcentaje de clientes de contrato sobre el total de la cartera creció 3,2 puntos porcentuales hasta situarse en el 58% al cierre de marzo.

 

El sólido crecimiento de los ingresos y el eficiente control de costes permitieron incrementar el EBITDA en un 11,0% frente al anterior año fiscal y aumentar el margen de EBITDA sobre ingresos en 1,0 punto porcentual hasta el 35,8%, pese a la adquisición de Tele2 a finales de 2007”, cuenta Juan Oncina, director financiero de Vodafone España. “Esto nos va a permitir a mantener inversiones que requieren un esfuerzo sostenido, somos los que en términos absolutos más invertimos, y si las condiciones de mercado lo permiten también lo haremos en fibra óptica”.

 

Así a bulto, los ingresos de Vodafone se reparten dos tercios en consumo, y un tercio en empresa, lo que la hace escorar su estrategia hacia los mercado domésticos. “Estamos satisfechos de nuestros resultados, que reflejan el sólido avance de la estrategia de la compañía, y que gira básicamente alrededor de tres ejes principales: la sustitución del fijo por el móvil, el desarrollo de la banda ancha y el crecimiento rentable y consistente en el tiempo del negocio”, señala Francisco Román, presidente consejero delegado de Vodafone España.

 

Sustitución de telefonía fija por móvil

Acciones comerciales como la “Oficina Vodafone” y de tarifas que estimulan el uso de servicios de voz (Vitamina 60*1, Planes Relax) así como el reciente lanzamiento de “Vodafone en tu Casa” han incrementado el uso del móvil. En el último año fiscal, los minutos de tráfico en la red de Vodafone han crecido un 15,2% impulsando el incremento de los ingresos por servicios de voz en un 6,7%.

 

Sin embargo, la desaceleración del ritmo de crecimiento de los minutos de tráfico en la red durante el último trimestre -6,9%- se debe a factores como la menor duración de la campaña de Navidad del último año fiscal en relación con el anterior, al adelantamiento al mes de marzo de la Semana Santa y a una ligera menor actividad económica general.

 

Es cierto que el crecimiento en este primer trimestre ha sido inferior al anterior, pero no hay que dramatizar. Estamos en un mercado que ha pasado de tres marcas a treinta en un plis-plas”, dice Román. “Es normal que estos actores entrantes capturen cuota de mercado. Pero para nosotros es algo natural, hemos venido para romper el monopolio que había y estamos acostumbrados a competir, además creemos en el crecimiento del mercado. Habrá marcas para todo y para todos, pero tendrán que especializarse en nichos concretos, especialmente en consumo y prepago”.

  

Incursión en la banda ancha

Aunque Vodafone es conocida por sus servicios de telefonía móvil, su estrategia de banda ancha no se queda en el 3G, sino que pasa también por el ADSL “fijo” tras la adquisición del negocio de Tele2.

 

Sus promociones dentro de la banda ancha móvil con el lanzamiento de “Internet en tu móvil” impulsaron el crecimiento de los dispositivos 3G (con una penetración cercana al 33%,) y de los ingresos por mensajería y servicios de datos, que aumentaron un 32,5% hasta los 483 millones de euros. “Las palancas que explican esto es que nuestros dispositivos 3G se han multiplicado por dos en este periodo, pasando de 2,9 millones a 5,3, lo que significa que uno de cada tres clientes nuestros están preparados para Internet”, señala Oncina.

 

También cabe mencionar el acceso desde el portátil a través de tarjetas módem USB 3G, con un incrementado en un 101,1%. La apuesta de Vodafone en este campo se manifiesta con su ambicioso ritmo de despliegue de la nueva tecnología HSDPA y la introducción del más avanzado HSUPA y el tarifario para sus 8 millones de clientes tanto empresariales como particulares (“Conecta Vodafone” y “Navega y Habla o “Internet en tu móvil” con el que han logrado más de 250.000 clientes nuevos en tarifa plana de navegación por Internet a 6 €/mes). “En este negocio, ganan los que pueden invertir más en el tiempo, pues son apuestas a largo plazo que requieren muchas inversiones, y que éstas sean productivas y rentables para seguir manteniendo el nivel de ingresos”, afirma Román. “Nosotros ya estamos trabajando en el siguiente hito, el LTE, y cerrando alianzas con Versión Wireless y China Mobile”.

 

Finalmente, cabe mencionar la irrupción en la banda ancha fija con la adquisición de Tele2, lo que permite a Vodafone España dar respuesta a las necesidades totales de comunicación de sus clientes. Con la contribución de Tele2, los ingresos por servicios de ADSL y líneas fijas ascendieron a 118 millones de euros. A 31 de marzo de 2008, el número de sus clientes de banda ancha fija superaba ya los 300.000. “Apuntamos hacia ser una operadora Total Telecom, por eso decidimos complementar nuestra actividad principal (la telefonía móvil) con la banda ancha y atacar el mercado de Internet, que son nuestras tres ramas de crecimiento”, explica Román. “Creemos que la competencia es lo que demandan los usuarios, y sólo en la telefonía móvil se ha dado un equilibrio competitivo, por eso queremos que se extienda al resto del mercado, donde solo domina uno”.

 

Crecimiento rentable para poder seguir invirtiendo

La mayor eficiencia permitió que los costes operativos crecieran menos que los ingresos totales por servicios de la compañía (6,7% frente a 9,7%).

 

Por su parte, los costes de adquisición se redujeron en un 7,2% debido a la menor actividad comercial, respecto al año anterior. Los costes de retención, sin embargo, crecieron un 29,0% debido al gran número de clientes que pasaron de prepago a postpago y a la renovación de terminales por parte de los clientes de contrato. “El crunch ha aumentado, y no solo por el crecimiento orgánico de la base de clientes, sino porque nos hemos focalizado en clientes de valor”.

 

Y aunque todo el mundo se queja de la subida del coste de la vida y de los precios de todo, lo cierto es que “la bajada de precios en telefonía móvil es una realidad”, recuerda Román. “No conozco ningún otro sector económico donde la gente demande y espere bajadas de dos dígitos, en vez de subir como el resto, y aquí año sobre año los precios de las llamadas entrantes bajan un 12 o 13%. Por tanto, es difícil hacer previsiones a futuro, pero pensamos que seguirá la tendencia a la baja, aunque quizás se atemperen las magnitudes. Por ejemplo, el ARPU [ingresos medio por cliente] sigue bajando, es síntoma de los mercados maduros como el nuestro con una tasa de penetración del móvil del 110% y donde es lógico que vayan entrando gente que hace menor uso de él frente a los heavy users, a lo que hay que añadir lo que decía antes de la bajada de los precios de voz. Si se quiere crecer, hay que pelear intensamente por los clientes nuevos y los de la competencia, especialmente convirtiéndolos en clientes de contrato”.

 

Resumen del ejercicio fiscal

* Los ingresos totales por servicios crecieron un 9,7% hasta los 6.576 millones €

 

* Los ingresos por servicios móviles se incrementaron un 8.3% alcanzando los 6.487 millones €

 

* Los ingresos por servicios de voz ascendieron a 5.373 millones €, un 6,7% más que el ejercicio anterior

 

* Los ingresos por servicios de datos crecieron un 32,5% hasta los 483 millones de €

 

* Tras la adquisición de Tele2, en el mes de diciembre de 2007, los ingresos generados por ADSL y líneas fijas ascendieron a 118 millones de €

 

La cartera de clientes de telefonía móvil aumentó en 229.000 durante el último trimestre, hasta superar los 16 millones de clientes a 31 de marzo (un 7,7% más que al cierre de marzo de 2007)

 

El porcentaje de clientes de contrato sobre el total de la base de clientes  se situó al cierre del ejercicio en el 58%, 3,2 p.p más que el 31 de marzo del año pasado

 

* El número de clientes de banda ancha fija alcanzó los 300.000 al cierre del último trimestre

 

* El número de dispositivos 3G aumentó en 2.374.000 durante el último año fiscal, cerrando el ejercicio con 5.264.000, lo que supone una penetración cercana al 33% sobre el total de la cartera    

 

(Fuente: Vodafone España)