Windows Phone mueve ficha en el MWC’10

Ya es oficial la versión 7 de su sistema operativo para smartphones. Microsoft presentó ayer su última creación con el arropamiento de los principales operadores, fabricantes y desarrolladores de telefonía. Windows Phone 7 Series integrará funcionalidades de Zune, Xbox Live, Bing y Windows Live

Windows Phone mueve ficha en el MWC’10

16 febrero 2010

Y hasta Barcelona se trasladó el mismísimo Steve Ballmer, consejero delegado de Microsoft para hacer el anuncio. Y en su intervención pasó lista de los who-is-who que ya están adaptando la última versión de Windows Phone a sus dispositivos: LG, Samsung, Qualcomm, HTC, Asus, HP, Dell, Toshiba… por la parte de fabricantes, mientras que en el lado de las operadoras tampoco faltan los Telefónica, Vodafone, Verizon, SFR, Telstra, Sprint, T-Mobile, AT&T, Orange…

Tampoco faltaron directivos de estas compañías, en algunos casos como los de Orange, que llevan desde 2002 cooperando con Microsoft en la versión móvil de Windows. Se espera que los primeros modelos lleguen al mercado en el último trimestre de 2010, y las expectativas son al menos de frenar la alarmante pérdida de cuota de mercado que se está produciendo por la masiva llegada de teléfonos con Android (Google) o iPhone OS (Apple).

La rivalidad con Blackberry (RIM) o Symbian (Nokia, Sony Ericsson) en el terreno profesional ya era asumida por los chicos de Richmond, pero la llegada de nuevos y poderos competidores como Google o Apple en el mercado de consumo ha encendido las alarmas, al ver cómo disminuía su trozo de pastel de un 13,1% según la consultora In-Stat cuando Windows Mobile fue incorporado a los smartphones en EE UU, al bajar del 10% actual. Y eso en un segmento que ha sabido mantenerse y crecer pese a la crisis mundial.

Novedades de Windows Phone 7 Series

Entre otras funcionalidades mejoradas, se incluyen la integración con juegos de Xbox Live, así como acceso a los contenidos de música y vídeo de Zune, con lo que acerca y unifica los distintos palos que toca el negocio de Microsoft llevados a un único terminal que puede ser utilizado en cualquier sitio del planeta.

Windows Mobile 7 Series también incluirá un botón de Bing dedicado en la carcasa de los teléfonos, como no podía ser menos, para tener un acceso directo a su buscador. Además, entre otras prestaciones, en la pantalla de inicio el usuario podrá acceder al contenido en tiempo real (Windows Live de serie) saltándose el paso intermedio de tener que tocar los iconos estáticos de la pantalla para sincronizarse; así, el usuario podrá tener siempre la vista actualizada de las últimas fotos y entradas subidos a Facebook o Tuenti por su comunidad digital.

Según Andy Lees, responsable del negocio móvil de Microsoft, «hemos diseñado una nueva arquitectura para facilitar la colaboración y mejorar la optimización del hardware y el software. Tenemos intención de construir una plataforma abierta para facilitar el trabajo en la creación de aplicaciones por parte de los desarrolladores, e impulsar la consolidación de un ecosistema». Vamos, un calco a lo que ya se viene haciendo desde hace años en los entornos Open Sorce.

En cualquier caso, se desmiente los numerosos rumores al hilo de que si Microsoft iba a sacar su propio teléfono inteligente, y se reafirma en su estrategia de apoyarse en teléfonos de terceros fabricantes para explotar sus aplicaciones. Aunque nunca se sabe, e igual tienen alguna sorpresa guardada bajo la manga para desvelar en marzo en su evento mundial de desarrolladores.

¿Habrá AppStore?

Y es que aquí es donde lo va a tener más complicado Microsoft, pues aún crujen los dientes cuando se habla de abrir la plataforma a terceros desarrolladores… «si es el software Zune el elegido para realizar la sincronización de multimedia, y el software Zune no tiene ningún soporte para sincronización de otros datos (contactos, calendario) sólo puede significar una tercera novedad: la Nube por encima de todo», cuenta en su blog Manu Mateos. «En vez de sincronizarse con un equipo en concreto lo hará con Windows Live, por poner el caso».

Por otro lado, «los fabricantes, que no podrán desarrollar las capas de interfaz al estilo de TouchFlo o Sense como han venido haciendo hasta ahora. Lo que quiere Microsoft es que, si bien el software pueda tener cierta diversidad, la experiencia de usuario entre aparatos sea lo más parecida posible».

Loading...