Cámara réflex Canon EOS 550D, veterana y muy atractiva

La táctica de Canon en el mundo SLR se basa en la reutilización de su experiencia profesional. Este modelo, por ejemplo, incorpora algunas innovaciones materializadas en las cámaras de alta gama

Anabel Pasiego

Canon EOS 550D

17 mayo 2011

Sin ir más lejos, el sensor de la Canon EOS 550D es muy similar en tecnología al empleado en la EOS 7D. De todos modos, su acabado y su electrónica están por detrás de los modelos de gamas altas.

El procesador DIGIC 4 es muy potente, pero solo se usa uno frente a los dos de las cámaras más avanzadas. La velocidad de disparo tampoco alcanza valores llamativos y la calidad final de las imágenes está por detrás de la de los modelos profesionales. Aun con todo, para el segmento de consumo y entusiastas, este modelo se posiciona como uno de los más avanzados, con un cuidado especial en el apartado de la grabación de vídeo en alta definición.

Canon-detalle

El acabado, los controles y los menús se manejan con facilidad y la pantalla se ve bien. El sistema de enfoque es de 9 puntos, aunque, para aprovecharlos, se necesitan objetivos muy luminosos; y el que se incluye no es uno de los más avanzados. Es un objetivo estándar 18 – 55 mm, equivalente a unos 28 – 80 mm, está estabilizado y apenas pesa. Con 18 Megapíxeles esta cámara se «ve» bien, aunque no sobresale del resto. Tradicionalmente, Canon no ofrece una conversión a JPEG demasiado eficiente, aunque se mejora si se trabaja en RAW.

Loading...
'); doc.close(); });