Guitar Hero: World Tour, máxima diversión

La saga más exitosa de juegos musicales se renueva mediante la incorporación de una remozada y más realista guitarra a la que se une una batería robusta y casi de verdad, un bajo (otra guitarra en realidad) y un micrófono para el cantante

Miguel Ángel Cuevas

4 abril 2009

Con ello, el juego da un salto hacia un ámbito más social haciendo frente a su gran rival, Rock Band. Esto se nota bastante en la amplia variedad de temas (nada menos que 86), algo que no gustará demasiado a los usuarios de versiones anteriores.

La razón no es otra que dar cancha a que todos los instrumentos se puedan lucir (no sólo la guitarra), aunque también obedece a intentar abarcar un público mayor. La otra gran novedad es la incorporación de un estudio de música con muchísimas posibilidades que, eso sí, exigirá de nosotros muchas horas de práctica para lograr un resultado «decente».

A nivel jugable, la diversión se multiplica por cuatro, aunque está claro que la batería y la guitarra serán los preferidos de los jugones. Para probarlo, elegimos la versión de Wii porque, por fin, ésta ofrece las mismas opciones multijugador que el resto (incluyendo canciones descargables a una tarjeta SD), y, encima, algunas ventajas, como las señales acústicas y sonoras del wiimando (geniales para la guitarra y bajo) y un modo exclusivo (y bastante sencillo) de improvisación con los Mii. A cambio los gráficos son algo peores, pero, ¿quién tiene tiempo de mirarlos mientras toca?

Género:

Musical

Multijugador:

Hasta 8 jugadores on-line

Otras plataformas:

PS2, PS3 y Xbox 360

Loading...