Mario Power Tennis, la diversión

La serie New Play Control nos permite disfrutar en nuestra Wii algunos de los títulos más aclamados de GameCube, como Pikmin, Pikmin 2 o esta estupenda adaptación del juego de tenis más divertido lanzado originalmente para la consola más minusvalorada de Nintendo

Juan Carlos López Revilla

13 agosto 2009

Eso sí, remozados. Y es que, aunque el apartado técnico de Mario Power Tennis es idéntico al del título de GameCube, su control ha sido rediseñado por completo para sacar el máximo partido a los mandos de Wii. De todas formas, aunque los gráficos y el sonido no hayan evolucionado, siguen siendo muy buenos y aportan al título ese inconfundible estilo desenfadado tan apreciado por los fans de La Gran N.

El sistema de control es muy similar al implementado en el juego de tenis de Wii Sports, por lo que en unos pocos minutos nos haremos completamente con él. Es ágil, intuitivo y, sobre todo, muy divertido, pero también poco preciso. En muchas ocasiones no conseguiremos imprimir a la pelota el efecto que buscamos, pero, la verdad, esta desventaja en un juego puramente arcade que carece de pretensión alguna de simulación no es un problema.

Por supuesto, el estupendo modo Torneo y los minijuegos del original siguen presentes. En cualquier caso, a aquellos jugones que buscan una simulación lograda en la línea de la ofrecida por la saga Top Spin quizás les sepa a poco. Pero, a cambio, ofrece diversión en estado puro y un control asequible. Muy apetecible.

Género:

Deportivo

Multijugador:

Hasta 4 jugadores