Need For Speed: Undercover, pisa a fondo

Desde más de una década la saga Need For Speed se va ampliando con nuevas entregas que intentan marcar cada año los cánones del género. En esta ocasión, se ha creado una trama en la que seremos un infiltrado de la policía en una peligrosa operación encubierta

Faustino Pérez Martín

19 marzo 2009

Esta historia se irá desarrollando mediante vídeos, de una calidad notable, que veremos tras superar determinados retos. El juego en sí se decanta por la rama arcade del género de conducción, teniendo varios tipos de carreras a las que hacer frente además de libertad para movernos por la ciudad escenario de la historia.

Por desgracia, aunque no se puede decir que el título sea malo, su jugabilidad no alcanza el nivel deseable. Esto se debe, principalmente, a la escasa dificultad de los retos que encontraremos, lo que hace que avanzar se vuelva algo monótono.

Técnicamente el título es correcto en casi todos los apartados, fallando la IA de nuestros rivales, cuyos coches, además, no parecen tener tanta potencia como los nuestros. Estos fallos se ven paliados en los 3 modos multijugador disponibles, donde podremos enfrentarnos hasta 8 personas, y que resultan bastante entretenidos.

Cabe destacar también la amplia gama de vehículos y posibilidades de personalización de los mismos que encontraremos. En suma, un juego correcto que sólo satisfará plenamente a los seguidores más acérrimos de esta saga.

Requiere:

Pentium 4 a 3 GHz, 512 Mbytes de RAM, tarjeta gráfica con 128 Mbytes, 6,26 Gbytes de espacio en disco y conexión a Internet

Género:

Conducción

Otras plataformas:

Xbox 360, PS2, PS3, Wii, PSP y DS