Philips Flat TV 20PFL5522D

Diseño y conectividad son la identidad de esta pantalla de calidad, concebida para sustituir cualquier televisión secundaria de nuestra casa con las innegables ventajas de ocupar mucho menos espacio. El tubo de imagen ha muerto definitivamente

8 abril 2008

La multinacional holandesa nos tiene acostumbrados a unos productos donde el diseño es un factor importante. En esta ocasión, sigue sin fallarnos gracias a unas líneas redondeadas y materiales con brillo, incluido un soporte acristalado con base en negro, que le otorga un alto grado de elegancia.

 

Se trata de un panel con una resolución de 640 x 480 píxeles y un alto grado de conectividad, destacando dos conectores HDMI y uno de vídeo por componentes. Sin embargo, bajo nuestro punto de vista, la inclusión de los primeros no son la mejor combinación con la resolución anteriormente comentada, ya que, para obtener los mejores resultados, el panel debería contar con certificación HD Ready cuanto menos, es decir, que la pantalla estuviera conformada por 1.280 x 720 píxeles. No obstante, lo que sí es cierto es que el interfaz HDMI mantiene la integridad de los datos digitales, siendo la pantalla la encargada de reducir esta señal para adaptarla a sus características. La tecnología Digital Crystal Clear es la encargada de ello, proporcionando una calidad de imagen bastante superior a otros modelos.

 

El menú OSD también es muy completo, aportando, como en otros casos, la visualización del tiempo que queda del programa que estemos viendo. Además, se encuentra repleto de funciones para obtener la mejor calidad de imagen y sonido.