Análisis

Equipo todo en uno táctil Acer Aspire 5600U

Con la llegada de Windows 8, disponer de una pantalla táctil nos permite exprimir al máximo las posibilidades del nuevo sistema de Microsoft. Y este All in One de Acer es una opción estupenda para ello.

Alberto Castro Gallardo

Acer Aspire 5600U

17 septiembre 2012

Acer Aspire 5600U tiene una diagonal de 23”, resolución Full HD y 10 puntos simultáneos multitouch. Esto, unido a su estilizada construcción (apenas 35 mm de grosor), un llamativo diseño en cristal y un práctico soporte trasero que permite abatir el equipo entre 5 y 60º, constituye una excelente carta de presentación para quienes busquen un Todo en Uno a la última.

Pero su atractivo no se limita al anterior, ya que monta un procesador Intel Core i5 Ivy Bridge con 3 Mbytes de memoria caché L3 y frecuencia de reloj de 2,5 GHz, que en modo Turbo Boost puede llegar a alcanzar los 3,1 GHz.

En memoria RAM obtenemos lo mínimo aceptable a estas alturas (8 Gbytes), y para no disparar el precio y poder disfrutar de las ventajas de instalar Windows sobre un disco de estado sólido (mayor fluidez e instantaneidad). Se incluye un SSD de 20 Gbytes que complementa al terabyte de almacenamiento del disco duro tradicional.

Acer Aspire 5600U

Desde el lateral podemos acceder a los puertos de alta velocidad USB 3.0, así como al lector de tarjetas y a la entrada y salida de audio.

En conectividad, dispone de dos puertos USB 3.0 en uno de los laterales, lector de tarjetas multiformato y otros tres USB 2.0 en la parte trasera, así como sendas conexiones de entrada y salida de vídeo HDMI. En vista de sus características, lo único que echamos en falta es la incorporación de sintonizadora de TV y lector Blu-ray, no incluidos en la configuración base (cuyo precio es de 1.200 euros).

Buen comportamiento

La configuración del equipo garantiza que podremos hacer frente a cualquier escenario actual con solvencia, como reflejan los más de 3.000 puntos obtenidos en PCMark 7, mientras que en el apartado gráfico, la tarjeta NVIDIA GeForce GT 630 con 1 Gbyte de memoria dedicada alcanzó casi 1.300 puntos en 3DMark 11. Un resultado que, si bien no llega a los niveles de las unidades más potentes para ordenadores de sobremesa, al menos sí que cumple con nota para lo que suele ser habitual con tarjetas para dispositivos móviles, como es el caso.

Resultado de las pruebas

EXPERIENCIA EN WINDOWS:

  • Índice: 5,9
  • CPU: 7,1
  • RAM: 7,5
  • Gráficos: 6,8
  • Juegos: 6,8
  • Disco duro: 5,9

PCMARK 7

  • Índice: 3.149 PCMarks

3DMARK11

  • Índice (Perfomance): 1.269

SISOFT SANDRA 2012

  • CPU: 45,13 GOPS / 57,19 GIPS / 32,62 GFLOPS
  • CPU Multimedia: Aggregate Multi-Media Perfomance: 107,87 MPix/s, Multi-Media Integrer x16 iAVX: 85,68 MPix/s, Multi-Media Float x16 iAVX: 118,74 MPix/s, Multi-Media Double x8 iAVX: 67,2 MPix/s, HDD Drive Score: 87,58 Mbytes/s, SSD Drive Score: 256,84 Mbytes/s, Ancho banda memoria: 17,09 Gbytes/s, Latencia: 36,6 ns

Temas Relacionados