Lenovo T400s, la herencia de los ThinkPad

Este ordenador portátil es más que la suma de sus muchos detalles, proporcionando a los usuarios profesionales una solución completa, eficiente, acelerada y además muy elegante

Javier Renovell

10 marzo 2010

Los portátiles para el mundo de los negocios no pueden permitirse el lujo de mostrar debilidades o detalles mal acabados. Cualquier anomalía puede suponer la diferencia entre cerrar una operación comercial, o perder un viaje de trabajo.

Lenovo, consciente de esta demanda de equipos fiables, resistentes y con un funcionamiento impecable, sigue renovando los modelos de gamas como la «T», sucesora de los modelos IBM Thinkpad.

El Lenovo T400s es la propuesta más reciente dentro del segmento de 14’’, perfecto para trabajar con documentos que requieran de una resolución elevada, pero sin llegar a la frontera de las 15’’. Además, la ligereza de los materiales empleados, así como su resistencia y rigidez permiten que la portabilidad sea muy buena.

La autonomía, con algo más de tres horas en las pruebas de Battery Eater Pro, no son espectaculares, pero a cambio, el equipo usa un procesador con un rendimiento elevado. El disco duro SSD de 80 Gbytes y nada menos que 200 Mbytes de lectura sostenidos es otro pilar importante de este equipo, así como la extraordinaria conectividad donde no falta 3G, WiFi, Bluetooth e incluso GPS.

La pantalla táctil aporta una interesante forma de interactuar con las aplicaciones, que dependerá en gran medida de cómo esté diseñada la interfaz, pero supone un pasa hacia adelante en la facilidad de uso del equipo y el aumento de productividad.

Las herramientas ThinkVantage, mejoradas y adaptadas para integrarse con Windows 7 de un modo perfecto, ofrecen control absoluto sobre el equipo, y hacen posible que el usuario o el personal IT adapten cada portátil a sus poseedores al milímetro, con un énfasis especial en la protección de datos, o asistencia técnica.

Por detalles, tampoco falta un práctico foco LED en la parte superior de la pantalla (que ilumina el teclado cuando hay poca o ninguna luz ambiente), ni conexiones pensadas al milímetro como la eSATA, o el puerto USB host capaz de alimentar dispositivos externos incluso con el portátil apagado.

La unidad óptica de tipo combo es extraíble, y la disponibilidad de accesorios asegura que se pueda mejorar la funcionalidad del portátil con baterías externas, o unidades ópticas de tipo Blu-ray, por ejemplo.

El resultado de la suma de todas estas funcionalidades y características es, al final, bastante más que la suma de las partes, y proporciona a los usuarios que busquen una herramienta de trabajo profesional, una solución completa, eficiente, rápida y muy elegante también.

Pruebas

PC Mark 2005
System6341
CPU Test Suite5639
Memory Test4948
Graphics2058
HDD28099
Cinebench
1 Core2336
2 Core3923
Battery Eater Pro03:03
Temas Relacionados
Loading...