Zotac ION Series, la excelencia del silencio

Hacía tiempo que veníamos oyendo hablar de las bondades de NVIDIA ION y por fin tenemos la primera placa base, ensamblada por Zotac, que implementa dicha tecnología. ION es una plataforma (chipset con GPU) creada para trabajar con procesadores Atom

Eloy García Almadén

18 septiembre 2009

Actualmente, los únicos chipsets que podían funcionar con estos micros eran los de Intel, pero el componente gráfico era uno de sus puntos más débiles. ION irrumpe con fuerza haciendo énfasis precisamente en este subsistema y, gracias a la arquitectura de la GPU implementada (similar a la de GeForce 9400M), consigue unos resultados muy por encima de la media para este tipo de equipos.

Como decimos, el auténtico beneficio inherente a ION es la capacidad de vídeo de la que vamos a disponer. Podremos visualizar contenidos en alta definición a 720p, 1.080i y 1.080p. Asimismo, tendremos la posibilidad de utilizar hasta tres tipos de salidas diferentes para conectar la placa de Zotac con el dispositivo de visualización: VGA, DVI y HDMI (con soporte para HDCP y audio 7.1). Todo esto sin renunciar a las características ya clásicas de las GPU de NVIDIA como PureVideo HD o incluso la tecnología CUDA.

La existencia del silencio

Para realizar las pruebas, no hemos recurrido a la incorporación de ventiladores adicionales (el montaje ha estado al descubierto en todo momento) y la verdad es que el sistema no se ha resentido. Esto, unido a la instalación de un disco duro SSD de 80 Gbytes, ha repercutido en una ausencia total de ruido, algo muy positivo si queremos utilizar esta plataforma como centro de ocio multimedia. El consumo también ha sido muy comedido, siendo de 30 vatios en reposo y de 40 funcionando a pleno rendimiento.

Por otro lado, los resultados arrojados en las pruebas son concluyentes: 2.049 puntos en PCMark Vantage a 1.280 x 1.024 y 3.500 para PCMark05 (sirvan de referencia los 1.500 de media obtenidos en las pruebas que realizamos en la comparativa de netbooks del número 213).

En cuanto a los benchmarks gráficos hemos obtenido 527 puntos en 3DMark06 a 1.600 x 1.200 y 8,13 FPS de media en FarCry 2 a 1.280 x 1.024. Como véis, estamos ante una GPU que podrá funcionar de una manera bastante solvente con juegos que no requieran excesivos requisitos aunque estará un tanto limitada para títulos más complejos.

Por último, la placa se ha comportado realmente bien en Vista, obteniendo 2,9 en la experiencia gráfica del usuario y 4,7 en gráficos de juego; se encuentra preparada para Windows 7; y hemos instalado Ubuntu 9.04, el cual ha reconocido todos los dispositivos implementados, excepto la GPU, usando solo controladores libres.

Un envoltorio adecuado para ION

Muchas son las posibilidades para disfrutar de esta nueva plataforma. Para el escenario que hemos analizado (mini PCs de bajo coste), la placa de Zotac deberá instalarse en un chasis adecuado como por ejemplo el modelo Cupid 1 de A+CASE (79 euros en www.maxpoint.de). Sin embargo, otro segmento muy potenciado será el de los netbooks. Después del verano podremos ver los primeros modelos que incorporan esta tecnología y comprobar lo que dan de sí.

Temas Relacionados