Análisis

Best Buy Easy H. Tablet 8, tablet de bajo coste con Android 2.3

En uno de los laterales de este equipo nos encontramos con los puertos de conexión: USB, tarjeta micro-SD, auriculares y alimentación. Tiene una pantalla de ocho pulgadas y la batería dura tres horas

Alberto Castro Gallardo

Best Buy tablet

12 enero 2012

La explosión de las tabletas «baratas» llegó a finales del año pasado con el Kindle Fire de Amazon, pero antes otros fabricantes como Archos, por ejemplo, también se interesaron por este nicho de mercado. Ahora es el turno de otro habitual en la electrónica de consumo low cost como es Best Buy, quien apuesta con esta Easy Home Tablet 8 por la versión 2.3.1 de Android (no actualizable en el momento de escribir estas líneas), y un precio de apenas 160 euros.

Lo primero que conviene dejar claro es que, quien quiera las prestaciones de un iPad, no encontrará en este modelo lo que busca. Se trata de un terminal adecuado para un uso básico y dirigido a usuarios concienciados con el precio, pero, no obstante, su comportamiento es más que correcto en la mayoría de las situaciones.

Tan solo encontramos alguna anomalía en la recepción de WiFi (donde otros terminales obtienen buena cobertura, este a veces llega a duras penas) y en un peso mayor de lo que sería deseable (470 gramos), con lo que cansa fácilmente si lo sujetamos durante un tiempo con las manos. Su pantalla capacitiva de 8 pulgadas, por el contrario, permite un uso lo suficientemente preciso como para no suscitar quejas, algo que sí sucede con el ángulo de visión de la tableta en modo horizontal (más que por posibles reflejos, por bajo contraste).

Best Buy detalle

Botones y conexiones

El marco frontal no posee botón alguno, lo que evidencia que los responsables de su diseño se han decantado en su lugar por dos teclas físicas en uno de los laterales que permiten acceder al menú y retroceder, y otras dos para controlar el volumen. También echamos en falta una mayor resolución de la cámara frontal (0,3 Mpíxeles), inclusión de cámara trasera y mejor sonido integrado, ya que el altavoz situado en la parte posterior se obstruye si situamos la tableta sobre una superficie.

En cuanto a las conexiones, dispone de puerto USB con función host y ranura para tarjetas micro-SD, con lo que podemos ampliar los escasos 4 Gbytes de almacenamiento interno (2,5 Gby­tes si descontamos lo que ocupan el sistema y las aplicaciones preinstaladas).

En nuestras pruebas, con el brillo al máximo y el WiFi encendido, pudimos utilizar la tableta durante algo más de tres horas sin necesidad de recargar su batería.

Temas Relacionados
Loading...