Tus carpetas a la nube con Wuala

El uso de un disco como medio de almacenamiento para nuestros documentos, fotos, etc. está destinado a desaparecer debido a la gran cantidad de servicios on-line que están surgiendo y que nos permiten tener una unidad virtual en la Nube

Ángel Puntero Méndez

Tus carpetas a la nube con Wuala

15 diciembre 2009

Las ventajas son claras: disponibilidad en cualquier lugar y momento de nuestra información, posibilidad de compartir los contenidos, sincronización entre nuestros equipos… Y todo ello cotando con la opción de trabajar con un archivo del mismo modo que lo haríamos si estuviera alojado en nuestro disco duro.

En este artículo, incidimos en las capacidades de Wuala y, como en todo servicio on-line, lo primero que haremos es dar de alta una cuenta de usuario en www.wuala.com, lo que nos dará derecho a 1 Gbyte de almacenamiento gratuito, sin limitaciones de tráfico ni tipo de archivo. Nos instalaremos la última versión de Java y el cliente de escritorio de Wuala.

Paso 1. Organiza tus archivos

Al arrancar la aplicación por primera vez, nos encontraremos en el panel izquierdo con una lista de carpetas por defecto, como Documents o Photos, que podremos modificar a nuestro gusto. Si comenzamos a navegar por ellas, nos daremos cuenta de que se identifican con distintos colores.

No se trata de un tema decorativo, sino que cada color indica el nivel de visibilidad de las carpetas: las amarillas son privadas, solo podemos verlas nosotros; las rojas están compartidas con nuestros amigos; y las azules son públicas. Para cambiar los permisos de una carpeta en concreto, pulsaremos con el botón derecho sobre ella e iremos a Properties. Al final de las propiedades, junto a la visibilidad, observaremos el botón Change, el cual, al pulsarlo, nos llevará a la ventana que estamos buscando.

Nada más fácil que añadir archivos a nuestra cuenta. En el panel central, podremos usar los comandos típicos de copiar, cortar, pegar… o directamente arrastrarlos a una carpeta para añadirlos a ella.

1.-ORGANIZA

Paso 2. Amigos y grupos

La dimensión social adquiere un plano predominante en Wuala, que nos invita a compartir nuestros datos en distintas redes, como Facebook, LinkedIn o Twitter.

En la parte superior, encontraremos las pestañas My Friends y My Groups, donde podremos añadir a nuestros contactos o unirnos a grupos sobre temas que nos interesen. Por supuesto, tendremos la posibilidad de explorar sus carpetas públicas y compartidas, ver las propiedades y estadísticas de los archivos, descargarlos e incluso compartir comentarios sobre ellos con otros usuarios. Aquí volvemos a ver el enfoque de comunidad que pretende darnos este servicio.

2.-VISIBILITY

Paso 3. Comparte links

Una de las maneras de compartir archivos que nos propone Wuala es a través de links. Podemos crear uno a cualquier fichero independientemente de los permisos que tenga y compartirlo con quien queramos. El enlace correspondiente lo podremos ver en las propiedades del archivo o carpeta, y podremos compartirlo de la forma que mejor nos parezca, por e-mail, pegado en un mensaje de Twitter, Facebook… Las posibilidades son infinitas.

En el caso de que no queramos que cualquiera pueda acceder a este link, bastará con establecer en los permisos de carpeta, como hemos visto anteriormente, solo a los amigos que deseemos, aunque esto nos limita a compartir con aquellas personas que posean una cuenta de usuario.

Wala, almacenamiento on-line gratuito

Paso 4. Trabaja como una unidad más

La interfaz propia de Wuala es realmente intuitiva y fluida, pero casi seguro será más cómodo para el día a día utilizar el servicio como una unidad de red. Si así es, al instalar el cliente de escritorio, nos crea automáticamente una unidad de red, desde la que podremos acceder a nuestros archivos de una forma perfectamente integrada con Windows. El único requisito que debemos cumplir es haber hecho login previamente en la aplicación y mantenerla minimizada, A partir de ahí, podemos olvidarnos de ella y acudir al explorador de archivos.

 

Si bien es una manera perfecta de tener una unidad en la red, perdemos gran parte de las funcionalidades sociales y de las posibilidades de compartir. No podremos establecer visibilidad, enviar enlaces, ver comentarios de otros usuarios… Aunque, eso sí, podremos ver los archivos compartidos de otros grupos y usuarios desde nuestro explorador. Por todo esto, se puede decir que esta funcionalidad no elimina el uso del cliente de escritorio, sino que es un complemento ideal para conseguir una perfecta simbiosis con nuestro equipo.

 

5.-UNIDAD-DE-RED

 

Truco 5. Negocia con tu espacio

Uno de los aspectos más novedosos de este servicio y que le diferencia de sus competidores es la oportunidad que ofrece de intercambiar espacio en nuestro disco duro por espacio on-line. Para hacerlo, necesitamos que nuestro ordenador permanezca conectado al menos cuatro horas diarias y poseer una buena conexión.

 

Si cumplimos con estos requisitos, obtendremos el espacio que ofrezcamos multiplicado por el porcentaje de tiempo que permanezca nuestra maquina on-line, es decir, que si compartimos 100 gigabytes y permanecemos el 50% del día conectados, recibiremos 50 Gbytes de espacio.

 

Para comprobar si cumplimos las condiciones para disfrutar de esta característica, iremos al menú Tools/Options/Trade Storage. En la imagen de ejemplo podemos ver que se cumplen tanto los requisitos de conexión (en este caso sobre un ADSL de 3 megas) como el mínimo de tiempo on-line. Este tiempo se calcula haciendo una media a partir de la fecha de alta en el servicio.

 

Esta posibilidad resulta innovadora, sin embargo, es muy posible que no nos parezca atractivo ceder no solo parte de nuestros gigas, sino de nuestro ancho de banda. Si aun así queremos disponer de un mayor espacio en nuestro disco virtual, podemos comprarlo desde los 15€/año por 10 Gbytes hasta los 640€/año por 1 Tbyte.

 

6.-TRADE

 

Encriptación y seguridad

Confiar nuestros documentos personales a un extraño que se encuentra en la Nube puede provocarnos una sensación de rechazo y desconfianza. En cierto modo, es normal, pero, para evitar que estos datos puedan ser vistos, siempre viajan y se almacenan encriptados.

 

Es decir, solamente se encuentran accesibles desde nuestro ordenador, codificándose y decodificándose a través de nuestra clave de usuario. Por esto, aunque es posible que se almacenen en el PC de una persona que haya comerciado con su espacio, no le sería posible acceder a ellos.

¿Y si se borran mis datos? Wuala no hace copias de seguridad, esto no quiere decir que, si un servidor se pierde, nuestros datos desaparezcan. La información se guarda fragmentada en distintos servidores y de manera redundante, con lo que si se perdiesen las partes que se encuentran en un servidor, siempre se podría completar el archivo.

Desde aquí, os animo a perder el miedo a este tipo de servicios, pero siempre de forma responsable. No debemos guardar en ningún caso información vital, como claves, números de tarjetas de crédito o documentación confidencial de nuestro trabajo. Pero, no hemos de temer por nuestras fotos y documentos personales. Por otra parte, hay que recordar que el uso de backups sigue siendo una práctica muy recomendable tanto en el almacenamiento on-line como en el local.

Loading...