Copia de seguridad de Gmail

Cada vez son más los que disponen de servicio de correo electrónico basado en tecnología web como Gmail. Se debe, en gran medida, a la enorme capacidad de espacio que se brinda de manera totalmente gratuita y a la facilidad de acceso

Julián Parras (Plasencia)

Copia de seguridad de Gmail

11 julio 2008

Cada vez son más las personas que disponen de un servicio de correo electrónico basado en tecnología web, y uno de los máximos exponentes ahora mismo es Gmail. Esto se debe, en gran medida, a la enorme capacidad de espacio que se nos brinda de manera totalmente gratuita y también a la facilidad de acceso inherente a este tipo de entorno.

Sin embargo, una de las grandes preocupaciones de cualquier usuario es precisamente que no disponemos de una copia física de todo el contenido del buzón de correos en un disco duro u otro dispositivo de nuestra propiedad. Para paliar esta deficiencia, los desarrolladores de Google nos proponen una solución realmente interesante. Si queremos realizar una copia de respaldo de todos los correos electrónicos que tenemos, simplemente tendremos que seguir los siguientes pasos.

En primer lugar, accede a tu cuenta de Gmail y dirígete a Configuración. Seguidamente entra en el apartado Reenvío y correo POP/IMAP y marca la opción Habilitar POP para todos. Selecciona la acción a realizar con los correos de Gmail leídos por tu gestor de correo local y, finalmente, presiona el botón Guardar cambios.

A continuación, ejecuta el cliente de correo que vas a utilizar. En este caso particular, hemos elegido Microsoft Outlook 2003 (en inglés). Dirígete a Tools/E-mail Accounts para dar de alta una cuenta nueva. Seguidamente, marca Add a new e-mail account y POP3 en la siguiente pantalla de configuración.

Después de realizar esto, rellena el formulario que aparece de la siguiente manera: en Your Name introduce tu nombre completo, tal y como quieres que aparezca en tus mensajes enviados; en E-mail Adress, tu dirección de Gmail completa, incluyendo la arroba y el nombre del dominio (por ejemplo, [email protected]); en User name, repite de nuevo la dirección completa; y, finalmente, en Password, utiliza tu contraseña habitual de Gmail para esa cuenta. El servidor entrante de POP3 será pop.gmail.com y el saliente de SMTP smtp.gmail.com. Haz clic en More Settings y navega hasta la pestaña Outgoing Server. Marca la casilla My outgoing Server (SMTP) requires authentification y posteriormente la opción Use same settings as my incoming mail server.

Luego, abre la pestaña Advanced y utiliza como puerto predefinido de POP3 el 995 y de SMTP el 465, marcando en ambos casos The Server requires an encrypted connection (SSL). Acepta todos los cambios y finaliza el asistente de configuración pulsando Finish. Para recibir todos tus correos de Gmail utiliza el botón Send/Receive.

Recuerda que no solamente podrás utilizar este protocolo sino que Gmail admite también IMAP. Éste es incluso más fiable que POP3 y juega con la ventaja de que todas las etiquetas que hayamos utilizado en Gmail para clasificar los correos se verán reflejadas en nuestro cliente local en forma de carpetas, siempre que este admita, evidentemente, este protocolo.