Efecto reflejo: crea con photoshop paisajes especiales

Aunque con la Web 2.0 se han popularizado, los reflejos en las fotos ya llevan mucho tiempo realizándose. En este práctico, te enseñamos un sencillo método para que tú también puedas aplicarlos sobre las fotos que desees

Juan Antonio Vicente

Efecto reflejo: crea con photoshop paisajes especiales

1 noviembre 2008

Seguramente conoces bien esos paisajes con castillos reflejados en el agua, la Luna resplandeciendo sobre el mar o, más recientemente, miles de logos al más puro estilo 2.0, con objetos reflejados sobre una superficie lisa y cristalina. Todos ellos tienen algo en común: su imagen invertida y más o menos difuminada sobre el área en que se encuentran situados.

Pues bien, en muchas ocasiones, este reflejo no es natural, sino que es creado a posteriori mediante un software fotográfico especializado. A continuación, te enseñamos cómo conseguir este efecto con Photoshop para que puedas aplicarlo en tus instantáneas. Los resultados pueden ser espectaculares y es muy fácil de hacer, basta con que sigas los pasos que te indicamos a continuación.

Paso 1

Escoge la imagen

En primero lugar, abre el archivo que contiene la imagen en la que quieres crear el reflejo. Cuando la tengas en pantalla, ocupará la capa Fondo. Es aconsejable conservar la vista original, por lo que vamos a trabajar con una copia. Para ello, mueve el cursor hasta la barra de menús, despliega el que se titula Capa y escoge Duplicar capa. Aparecerá entonces un cuadro para que le des un nombre. Escribe por ejemplo Copia y pulsa OK.

Paso 2

Qué duplicamos

Selecciona la figura que se reflejará. En este práctico construiremos el de la montaña que aparece en la foto. Lo primero que hay que hacer es crear una selección alrededor del objeto del que vamos a generar el efecto. Acudiremos a la herramienta de selección Lazo, cuyo botón es el primero de la segunda fila de la barra de herramientas.

En ese instante, el cursor cambiará de forma y adoptará la de un lazo de cuerda. Muévelo hacia la zona de la imagen que quieras seleccionar. Pulsa el botón izquierdo del ratón en su borde y, sin soltarlo, traza un contorno lo más exacto posible alrededor de la figura hasta que quede encerrada por completo. Después suelta el botón y la selección quedará hecha. Observa que su borde es una línea discontinua que parpadea. Así lo distinguirás fácilmente del resto de la imagen.

Paso 3

Ajusta y duplica la figura escogida

Como la selección no habrá quedado perfecta, puedes corregirla usando una máscara. Pulsa la tecla Q para activar el modo Máscara rápida. Ahora toda la imagen toma un tono rojizo a excepción de la zona que ocupaba la selección, que permanece transparente. Esto indica que trabajas en modo Máscara rápida.

En ésta, con el color negro eliminas zonas de la selección y con el blanco las agregas. Pulsa B para activar la herramienta Pincel. Basta con que pintes con el tono indicado sobre las zonas que quieras, o no, suprimir. Una vez que hayas hecho la corrección, pulsa de nuevo Q para salir del modo Máscara rápida y volver al Normal.

En ese momento, desaparecerán los tonos rojizos de la fotografía y la parte transparente se transformará en la selección anterior pero ahora más exacta. Ésta se utilizará para crear el reflejo. Por tanto, hay que copiarla en otra capa. Para ello, ve al menú superior; en Edición, elige Copiar y, después, Pegar. Ahora, tendrás una copia del objeto en una capa distinta. En los siguientes pasos aplicarás a ésta diversas transformaciones hasta conseguir elaborar el reflejo.

Paso 4

El reflejo en bruto

Lo primero es voltear la figura para que se coloque en la posición habitual de un reflejo. Mueve el cursor hasta el menú superior, pulsa en Edición y, luego, en Transformar. Del menú que surge a la derecha, elige Voltear vertical. Ya tienes el reflejo de la figura al revés.

Lo siguiente es conseguir que la imagen reflejada parezca que está en la superficie reflectante, en este caso el mar de la costa. Primero reducimos un poco la montaña. En el menú superior, despliega Edición/Transformar libre. Debajo del menú superior han aparecido una serie de casillas con opciones relacionadas con Transformar. Localiza la casilla a cuya izquierda indica Al y escribe en su interior 80. Después, pulsa el botón de confirmación, que hay al final de este menú Transformar.

Paso 5

Imagen y reflejo, en contacto

Un reflejo se forma a partir de la zona del objeto que está en contacto con la superficie sobre la que se crea. Por lo tanto, hay que mover el reflejo creado hasta unir aproximadamente las zonas inferiores de ambas figuras. Así, pulsa V para activar la herramienta Mover. Con el botón izquierdo del ratón pulsado sin soltar, arrastra la figura hasta que coincida.

También, dependiendo de la foto, puede necesitar o no una cierta inclinación. Para esto, bastaría con hacer clic en Edición/Transformar/Rotar. Luego, habría que girar la figura reflejada en el mismo sentido que el suelo y ajustar ambas para que sigan en contacto. Sin embargo, en este caso, no lo vamos a hacer.

Paso 6

Difumina la imagen

Ya está casi terminado; y, si te gusta, se puede quedar así. Nosotros vamos añadir el efecto de difuminado habitual, puesto que, al alejarse del objeto, pierde intensidad. Esto se va a conseguir mediante una máscara de capa. En el menú superior elige Capa/Máscara de capa. De las dos opciones pulsa Descubrir todas. Activa ahora la herramienta de degradado mediante la tecla G.

Habrá que trazar un degradado lineal de negro a blanco y en paralelo con el reflejo. Para hacerlo, sitúa el cursor en la zona de unión de ambos elementos y pulsa el botón izquierdo del ratón. Sin soltar, mueve el cursor hacia abajo hasta la mitad del reflejo. Luego suelta el botón.

Paso 7

Quítale opacidad

Por último, queda hacer un poco más transparente el reflejo sobre el suelo, de tal forma que no quede tan nítido como la figura. Ve a la paleta de capas que está en la parte derecha de la pantalla. A su derecha, está la casilla Opacidad. Pulsa en su interior con el ratón para escribir. Introduce un valor de 80 y pulsa Intro.

Ten en cuenta que en otras imágenes quizá tenga que ser un valor mayor para conseguir mayor visibilidad del reflejo. Con esto ya tienes el reflejo creado en el agua. Ahora, sólo queda que practiques con distintos objetos y superficies.