Google Earth 5.0 y viaja sin moverte de casa

El pasado 2 de febrero, Google lanzó la versión 5 de Google Earth, la cual incorpora fotos y mapas de Marte, del fondo marino, vistas históricas de la Tierra y también algunas funciones muy útiles para poder planificar nuestros viajes

Javier Alonso

Google Earth 5.0 y viaja sin moverte de casa

22 septiembre 2009

A Google Earth se le ha quedado corto el nombre. Al menos desde que incorpora fotos y planos de Marte. Además, en nuestro propio planeta, han añadido datos de batimetría (las medidas de profundidad) del fondo marino, lo que nos permite apreciar relieves que escaparían a cualquier batiscafo, o la posibilidad de adentrarse en 14 cuadros del Museo del Prado.

Paso 1

Descarga e instala

Si ya tienes en tu equipo una versión anterior de Google Earth, despliega el menú de ayuda y selecciona Comprobar actualizaciones online. Si detecta que hay una actualización más reciente de la que tenemos cargada, el programa nos irá guiando, a través de un asistente, para su correcta instalación. No hará falta desinstalarlo previamente y, además, guardará todos nuestros lugares, capas y enlaces creados con la versión anterior.

Si no tenemos instalado el software, será preciso descargarlo de la webhttp://earth.google.es. Lo que se baja es un instalador que, al ejecutarlo, descarga y emplaza la aplicación principal. Además, nos ofrece la posibilidad de contar también, si es que no lo tenemos, con el navegador Google Chrome.

Paso 2

Graba trayectos

Una de las novedades incorporadas es la posibilidad de grabar nuestros «viajes» para poder compartirlos con quien queramos. Por ejemplo, si deseamos explicar a alguien cómo llegar hasta nuestra casa desde un lugar concreto, solo tendremos que recorrer la ruta en nuestro mapa y grabarla en vídeo. Para ello, empezaremos seleccionando el punto de partida y tecleando la dirección en el campo Volar a y haciendo clic sobre la lupa. El mapa se posicionará en el punto elegido.

A continuación, pulsaremos, en la barra de herramientas superior, el botón de vídeo. A partir de ese momento, aparecerá en la parte inferior de la pantalla una consola de grabación, que nos facilitará iniciarla o detenerla cuando queramos, así como un micrófono con el que grabar nuestras indicaciones sobre el trayecto.

Lo que se graba es un vídeo de lo que vamos haciendo. Podemos arrastrar el mapa al mismo tiempo que damos indicaciones de voz o hacer que el programa vaya directamente de un punto a otro si previamente los hemos almacenado en la carpeta Lugares.

Con esta segunda técnica, se consigue un movimiento del vídeo más suave. Si lo que queremos es explicar cómo llegar de un lugar a otro, será útil que antes demos los puntos origen y destino en la pestaña Cómo llegar, lo que dibujará sobre nuestro mapa una línea con la ruta.

Es importante que durante nuestros viajes o vuelos demos tiempo a que el ordenador cargue las imágenes con total nitidez, lo que dependerá de la conexión de nuestro ADSL y del procesador de nuestro ordenador. Haciendo un primer ensayo antes de grabar, podemos conseguir que se descarguen las imágenes y la calidad del vídeo sea óptima.

Finalizada la grabación, se nos muestra el Panel de reproducción, en el que podremos ver cómo ha quedado nuestro vídeo y, sobre todo, guardarlo para compartirlo con nuestros amigos, que es de lo que se trata.

Paso 3

Recupera los viajes grabados

Los viajes se almacenan en la carpeta Lugares y se reconocen por el icono con la cámara de vídeo. Si queremos compartirlos o publicarlos, basta con colocar el puntero sobre el archivo y hacer clic con el botón derecho del ratón, de manera que se despliegue un menú con dicha opción.

Por último, como recomendación antes de grabar un viaje, marca los puntos iniciales y finales. Ve a Herramientas/Opciones y pincha sobre la pestaña Viajes. Aquí, podrás hacer diferentes ajustes que te serán de mucha utilidad, como el ángulo de inclinación de la cámara, el zoom o la velocidad del viaje.

Paso 4

Los datos de tu GPS

La versión 5 de Google Earth nos permite descargar las rutas que hayamos grabado con nuestro GPS de mano o de pulsera para «revivirlas» sobre la pantalla. Las posibilidades están limitadas a los modelos de Garmin y Magellan, que, por otra parte, son muy populares entre los amantes de la montaña.

En primer lugar, tendremos que conectar el GPS a nuestro ordenador a través del puerto USB y acceder a la opción Herramientas/GPS. Elegimos el tipo de dispositivo, los datos que queremos importar y las diferentes formas de mostrarnos la ruta que hemos seguido sobre el mapa.

También existe la posibilidad de conectar un GPS al ordenador y seguir la ruta en tiempo real, pero esto, claro, solo es útil si tenemos un portátil. El proceso inverso, la posibilidad de diseñar una ruta en el programa y descargarla al GPS, únicamente está disponible para las versiones de pago Google Earth Pro y Google Earth EC.

Paso 5

Fondo submarino

La nueva versión de Google Earth también nos permite realizar una serie de «viajes» más lúdicos, como visitar Marte o realizar trayectos bajo la superficie de los océanos. Para ver la superficie de estos, tendremos que desplegar el menú Ver y seleccionar Superficie del agua.

Será entonces cuando se nos active la opción Océanos dentro de la ventana Capas. Marcando las diferentes capas, podremos acceder a completas fichas sobre fauna y flora marina, así como a interesantes vídeos o reportajes, por ejemplo, de National Geographic y a todo tipo de datos sobre el estado del mar.

Paso 6

Busca marcianos

Para poder viajar hasta Marte, tendremos que hacer clic sobre el icono representado por un pequeño Saturno (paradojas del software). Al hacerlo, se nos desplegará una ventana que nos dará la opción de cambiar la vista del mapa por la del cielo (el espacio), Marte o la Tierra. Al seleccionar Marte, la imagen del mapa de la Tierra es sustituida por la del planeta rojo. En el menú Capas aparecen opciones diferentes que nos permiten acceder a distintos mapas, fotos, leyendas, etc.

Paso 7

Imágenes históricas

Sin lugar a dudas, una de las novedades más llamativas de esta quinta versión es la posibilidad de observar los cambios que se han ido produciendo en la Tierra a lo largo de los años. Google Earth nos muestra siempre las últimas imágenes disponibles de la superficie terrestre, pero, gracias al botón con el icono del reloj, podemos deslizarnos por una línea de tiempo y recuperar fotos antiguas de ese mismo lugar. Por ejemplo, será posible reconstruir las obras de un edificio o el estado de un monte años atrás.

En la mayoría de los casos, la cantidad de imágenes será escasa, por no decir nula, puesto que Google Earth solo tiene seis años y hay zonas que no han sido fotografiadas hasta hace bien poco. No obstante, en ocasiones, podremos retrotraernos incluso a principios de siglo, gracias a imágenes fruto de la colaboración con distintos organismos.

Temas Relacionados
Loading...
'); doc.close(); });