Personaliza al máximo tu Windows 7

En estas páginas vamos a mostraros algunos sencillos trucos que os servirán para personalizar algunos aspectos estéticos de Windows 7. Visuales y, en ocasiones, algo más, pues pueden servir para incrementar y optimizar el rendimiento del sistema

David Onieva

Personaliza al máximo tu Windows 7

20 julio 2010

NIVEL: INTERMEDIO

Al instalar un nuevo Windows en nuestro PC nos encontramos ante un escueto sistema sobre el que tendremos que implantar todas aquellas aplicaciones que consideremos necesarias para trabajar con él y sacarle el máximo rendimiento. Por ello, deberemos instalar todos los programas imprescindibles para nuestro trabajo diario con el PC, además de algunos que aseguren el buen funcionamiento del equipo en todo momento. Asimismo, la configuración del sistema que viene por defecto, tal y como es habitual en Windows, dispone de multitud de opciones personalizables para que el usuario pueda acoplarlo a su gusto. Veamos las más interesantes en Windows 7.

Paso 1. Libera memoria de tu sistema

Cada vez que cerramos una aplicación cualquiera, ya sea un programa ofimático, de diseño o un juego que aloja gran cantidad de información en la memoria principal, podemos notar que el ordenador trabaja de una manera más lenta durante un tiempo hasta que consigue liberar definitivamente esa información no útil. Esto se debe a la Fragmentación de memoria. Lo que ocurre en realidad es que los programas dejan una serie de huecos tras ejecutarse que es necesario compactar para evitar la pérdida de velocidad del equipo.

Para solventar este problema tenemos que elaborar un pequeño script desde el Bloc de notas de Windows. Es muy sencillo. En caso de que tengamos un equipo antiguo, con menos de 128 Mbytes de RAM, debemos teclear la instrucción Mystring=(16000000). Si esta cantidad es mayor utilizaremos el comando Mystring=(80000000). A continuación, guardaremos el archivo recién creado con el nombre que queramos, pero con extensión VBE. A partir de entonces, cada vez que ejecutemos este fichero haciendo doble clic sobre él iniciaremos el proceso de desfragmentación de la memoria, que contribuirá a que el sistema funcione mucho mejor.

Paso 2. Menú de Inicio configurable

El botón Inicio que encontramos en Windows 7 incluye interesantes funcionalidades. Para empezar, desde la parte izquierda del mismo tenemos la posibilidad de abrir las últimas aplicaciones que hayamos utilizado, o bien definir nuestras favoritas para que dispongan de un sitio fijo desde el que acceder más rápidamente. Para llevarlo a cabo accede al programa en cuestión a través de Todos los programas, pulsa con el botón derecho del ratón sobre su icono y selecciona Anclar al menú Inicio. En el caso de que no quieras que aparezcan las últimas aplicaciones utilizadas, pincha con el botón derecho en la barra de tareas, selecciona Propiedades y, a continuación, pulsa en la pestaña Menú Inicio. Elimina la marca de la casilla Almacenar y mostrar elementos abiertos en el menú Inicio.

Para terminar, también podremos poner a nuestro gusto la zona derecha del menú Inicio desde Personalizar, ya que tenemos la posibilidad de definir aquellas ubicaciones que queremos que aparezcan siempre visibles.

truco2

Paso 3. Personaliza el botón de apagado

Al igual que en el caso anterior, hay que tener en cuenta que el botón de Apagado de Windows 7 también puede ser modificado para adecuar su funcionamiento a las necesidades de cada usuario. Así, por medio de la Acción del botón de encendido podrás seleccionar el evento que quieres que se desencadene al pulsar dicho botón.

truco3

Paso 4. Posibilidades de la barra de tareas

La nueva barra de tareas de Windows 7 también ofrece diversas posibilidades de personalización. A priori, la barra de este sistema puede resultar algo compleja hasta que nos acostumbramos a su nueva distribución de funciones. En el caso de que quieras disfrutar de una barra como la de Windows Vista, sólo tienes que seguir estos pasos. Para empezar, sitúate en la barra de tareas y pulsa el botón derecho del ratón, donde debes escoger la opción Propiedades/Barra de tareas y marcar Usar iconos pequeños y No combinar nunca, dentro de la lista Botones de la barra de tareas.

truco4

Paso 5. El aspecto de la interfaz

Del mismo modo que ocurría en Windows Vista, esta nueva versión de Windows incorpora la función llamada Clear Types, un mecanismo por el cual el aspecto de las fuentes de Windows se adapta al tipo de pantalla de que disponga el equipo. De este modo se logra una mejor lectura y una mayor nitidez de los textos que aparecen en pantalla. Pues bien, para configurar esta opción nos situamos en Inicio/Panel de control/Pantalla y pulsamos Ajustar texto ClearType. A continuación, nos encontramos ante un proceso de cuatro pasos en el que tendremos que ir escogiendo las muestras que mejor se leen en nuestra pantalla.

truco5

Paso 6. Accesorios gráficos

Otro de los aspectos que también se ha cuidado en Windows 7 es aquel que hace referencia a los temas y fondos de Escritorio. De serie incorpora algunos muy atractivos; incluso presenta fondos personalizados del lugar dependiendo del país en el que nos encontremos. Pero lo que nos interesa en este caso es que este sistema nos ofrece la posibilidad de cambiar dinámicamente el fondo de pantalla cada cierto tiempo. Para ello, no tienes más que pulsar el botón derecho del ratón en el escritorio y seleccionar Personalizar. A continuación, pincha en Fondo de escritorio y escoge todos aquellas imágenes que quieras que formen parte del carrusel. Puedes hacerlo usando con el ratón o bien escogiendo una o varias categorías. Por último, selecciona la posición de la imagen y personaliza el tiempo que quieras en el apartado Cambiar imagen cada.

truco6

Paso 7. La pantalla de Inicio del sistema

Es muy posible que pasado un tiempo termines aburriéndote de la imagen de fondo que aparece por defecto al introducir nuestros datos de acceso al sistema. También es posible cambiarla. Para ello, no tendrás más que acceder al Registro del sistema por medio de la combinación de teclas «Win + R» e introducir «regedit». A continuación, navega hasta la clave HKEY_LOCAL_MACHINE\ Software\Microsoft\Windows\ CurrentVersion\Authentication\ LogonUI\ Background \Authentic 1 y haz doble clic sobre la variable OEMBackground. Cambia la Información del valor a 1 y acepta los cambios. Es el momento de escoger la imagen que quieras utilizar como sustituta, aunque previamente tendrás que transformarla en un fichero con formato JPG que no supere los 256 Kbyes de tamaño y con una resolución similar a la del monitor. Por último, la colocarla en la ruta C:\Windows\System32\oobe\info\backgrounds con el nombre «backgroundDefault.jpg».

truco7

Paso 8. Un ratón para zurdos

En el sistema operativo Windows 7 es bastante fácil invertir la disposición de las flechas del ratón para que pueda ser utilizado sin problemas por personas zurdas. Para ello, basta con que hagas clic en el menú Inicio y, en la barra de búsqueda, escribas el comando «Mouse». A continuación, se abre una nueva ventana con las propiedades del ratón. Pues bien, en la pestaña Botones marcamos la primera opción de Configuración de botones donde podremos intercambiar entre los botones primario y secundario.

truco8