Paso a paso

Presentamos alternativas al cierre de Megaupload

El cierre del servicio para compartir archivos, llevado a cabo por el Departamento de Justicia de Estados Unidos, ha dejado a millones de usuarios huérfanos; pero eso no significa el fin

José Carlos Daganzo

Especial P2P intro

29 junio 2012

El hueco existente en estos momentos tras el cierre de Megaupload hace que otros servicios se encuentren con una gran oportunidad de crecer en número de usuarios y convertirse en el sistema favorito de almacenamiento de ficheros en la Nube.

No en vano, se estima que tenía unos 180 millones usuarios registrados en todo el mundo (cerca de 2,5 millones en España). Y eso sin entrar a valorar los cientos de millones de usuarios que recurrían a él sin contar con una cuenta (ni siquiera gratuita), pero que hacían un uso intensivo de los archivos que se almacenaban en sus servidores, a pesar de las limitaciones que ello suponía (en la cantidad que se podía descargar, tiempo de espera hasta conseguir el fichero, etc.).

Algunos de los servicios más populares, junto al ya clausurado, son en estos momentos: DepositFiles, Uploaded.to, HotFile y RapidShare. Cada uno de ellos está tomando sus medidas para evitar acciones legales: solo permiten manejar archivos personales, proceden al borrado de contenidos con derechos de autor o bloquean el acceso a usuarios que proceden de Estados Unidos.

Sin embargo, de todos, el que parece apostar más fuerte por hacerse con los usuarios de Megaupload es RapidShare. Es más, este último ha cerrado el acceso a Google y a otros motores de búsqueda para que no puedan indexar sus contenidos (creando las páginas mediante JavaScript) y no los identifiquen como nuevas páginas, lo que evita que los ofrezcan en los resultados.

Sea como fuere, el panorama actual sigue contando con un amplio abanico de posibilidades para que podamos dejar nuestros archivos en la Nube y compartirlos con otros usuarios. Por un lado, los discos duros on-line y, por otro, los servicios para compartir archivos en línea.

El resurgimiento del P2P

Se estima que el 4% del tráfico mundial de Internet lo producía este servicio. Para muchos, su cierre era un secreto a voces. Prácticamente todo el mundo había oído hablar de Megaupload y de lo fácil que era descargar contenidos desde allí, y solo era cuestión de tiempo que su clausura se llevara a cabo.

Para otros solo era un lugar más desde donde descargar archivos. Las compañías estadounidenses que veían vulnerados los derechos de copyright de sus obras en Megaupload han ejercido presión sobre el gobierno de Obama para el cierre del servicio más popular y no se descarta que se emprendan acciones legales contra más servicios. Por eso, muchos han tomado medidas cautelares desac­tivando algunas de las prestaciones que podrían acarrearles una demanda. Los damnificados, de los que muy pocos se acuerdan, son los usuarios que habían pagado por el servicio Premium y que ahora no pueden acceder a sus archivos.

Muchos piensan que el cierre de Megaupload va a propiciar que las redes peer-to-peer (P2P) vuelvan a convertirse en la opción más popular para realizar descargas, tras perder la posición dominante de la que gozaron durante muchos años. Pero, aunque este tipo de redes para compartir ficheros aumente su presencia, lo cierto es que, como dependen en gran medida de los ficheros que compartan los propios usuarios en sus equipos (así como en los servidores de mayor relevancia), su éxito puede ser realmente moderado.

Especialmente si cunde el pánico ante posibles acciones legales de los organismos oficiales contra los propios usuarios. Los únicos que van a beneficiarse de este cierre, de forma clara, son los discos duros virtuales y los servicios que hasta ahora competían con Megaupload, todo ello condicionado a lo lejos que estén dispuestos a llegar sus administradores.

Comparte archivos libres con RapidShare

De todos los servicios que tienen la misma filosofía de uso que Megaupload, RapidShare es uno de los que está llamado a ser su sucesor. Aprende cómo crear una cuenta, subir y compartir tus archivos y convertir un registro gratuito en uno de pago gracias a los Rapids.

Paso 1. Regístrate en el servicio

Entra en su web y pulsa en Regístrese, con lo que aparecerá una ventana emergente donde tendrás que indicar los datos de registro (nombre de usuario, e-mail, etc.), así como una contraseña (Contraseña), que debes repetir en (Confirmar contraseña). Una vez hecho, marca la casilla He leído y acepto los términos y condiciones de uso y, para concluir, pulsa en el botón Registrarse.

A continuación, emerge una ventana para que valides el registro desde el correo electrónico que utilizaste para registrarte (Autentificación requerida). Pincha fuera de la ventana emergente para que se cierre de forma totalmente automática. Ahora, accede a tu cuenta de correo electrónico y valida tu cuenta.

Alternativas Megaupload 1

En unos minutos recibirás un mensaje de RapidShare ([email protected]) con el asunto Bienvenido(a) a Rapid­Share. Ábrelo y haz clic en donde pone Confirme su nueva cuenta haciendo clic aquí. Con ello, tu cuenta quedará definitivamente activada y podrás comenzar a utilizar RapidShare, ya que tras pulsarlo se abrirá una nueva ventana con la sesión iniciada.

Paso 2. Sube tu primer archivo

Para comenzar a familiarizarte con las posibilidades de este servicio, comienza por subir un archivo. Para ello, pulsa sobre Administrador de archivos, situado en la parte izquierda de la interfaz y, seguidamente, sobre el botón Upload, que está en la parte derecha de la misma ventana. Tras ello, aparecerá una ventana emergente con tres pestañas (Cargar archivos, Carga remota y Guardar vínculos). Selecciona la primera y, en la siguiente ventana, pulsa en Seleccionar archivos.

A continuación, selecciona el archivo o archivos que deseas subir, después pulsa en Abrir y comenzará el proceso. Observa el progreso de subida de cada uno de ellos, dentro de la zona de Descargas actuales. Mientras que los archivos están siendo subidos, puedes observar la velocidad a la que están siendo transferidos y el tiempo estimado que resta para que los archivos sean completamente copiados al sistema.

Alternativas Megaupload 2

Si te fijas, una vez que se completa la subida de cada uno de los archivos, justo debajo de ellos puedes observar la URL creada por RapidShare para que puedas compartirlo con tus amigos y permitir que lo descarguen. Estas URL son del tipo https://rapidshare.com/files/1234567890/xxxxxxxxx. Comparte dichas direcciones y cualquiera podrá conseguirlo, independientemente de si está registrado o no en el servicio.

Para completar las posibilidades de carga que nos ofrece has de saber que, si seleccionas la opción Carga remota, puedes copiar archivos a tu cuenta de forma directa desde otros servidores en los que hayas subido previamente contenido, mientras que, si seleccionas Guardar vínculos, puedes incluir ficheros a tu cuenta simplemente indicando las direcciones generadas por otros usuarios de RapidShare.

Loading...