Comparativa

Revitaliza tu máquina: ocho herramientas de optimización

La reinstalación de Windows puede posponerse si nos esmeramos por conservar el PC tan limpio y optimizado como sea posible. Las 8 herramientas que hemos analizado te ayudarán a llevarlo a cabo

Sergi Puertas

Apertura optimización

10 marzo 2014

La reinstalación de Windows puede posponerse si nos esmeramos por conservar el PC tan limpio y optimizado como sea posible. Las 8 herramientas analizadas te ayudarán a llevarlo a cabo.

Todos somos conscientes de que el rendimiento del PC va decreciendo conforme vamos trabajando con él. No obstante, si llevamos a cabo labores de mantenimiento, podemos posponer durante mucho tiempo la temida reinstalación de Windows, e incluso evitar tener que recurrir a ella.

Lo ideal es realizarlas de manera regular, pues si las vamos aplazando, cabe la posibilidad de que para cuando queramos reaccionar hayamos acumulado tal cantidad de software poco fiable, aplicaciones de arranque innecesarias, servicios de sistema de terceros y demás incordios que resulte mucho más dificultoso diferenciar el lastre de aquello que resulta fundamental para que Windows opere correctamente. Además, otros aspectos que pueden ralentizar nuestro equipo son la fragmentación del disco o un estado deficiente del Registro, pero vayamos por partes.

Ejecución automática

¿A qué se debe la ralentización que mencionábamos? Con frecuencia, esta se pone de manifiesto durante el propio arranque del equipo, y en buena medida se debe a los módulos que agrega al inicio de Windows el software que instalamos. Es cierto que en ocasiones estos resultarán fundamentales; por ejemplo, si queremos guarecernos contra amenazas, necesitaremos que los que insertan los antivirus y cortafuegos se ejecuten inmediatamente. No obstante, es sorprendente la cantidad de software que se añade a este área del sistema solo para comprobar si han aparecido actualizaciones, o para otras tareas escasamente relevantes. Puesto que este se mantendrá en ejecución constante en segundo plano consumiendo recursos, además, su repercusión afectará en cierta medida al rendimiento general mientras trabajamos.

Ralentización

En determinados casos, las aplicaciones o servicios que se ejecutan automáticamente con Windows pueden pertenecer directamente al ámbito del malware. Adware (que muestra anuncios) y spyware (que envía información acerca del equipo y de nuestros hábitos) son dos de las formas que pueden adoptar estos programas. Aunque solo dos de las aplicaciones de mantenimiento y optimización que nos ocupan pueden considerarse propiamente antivirus (Advanced SystemCare Ultimate 6 y System Mechanic Pro), buena parte de ellas ofrecen datos sobre la confianza que merecen a su comunidad de usuarios los programas y servicios de nuestro equipo. Si bien siempre será conveniente disponer de programas antimalware complementarios y recabar información adicional en la Red antes de emprender acciones, en muchos sentidos, nos servirán para detectar software pernicioso.

Optimiza el rendimiento con Advanced SystemCare Free 6

Optimiza el rendimiento con Advanced SystemCare Free 6

CCleaner Free 3.2

El Registro

Tanto las aplicaciones que se distribuyen con el sistema operativo como los programas de terceros que añadimos guardan su configuración y otros datos en el Registro de Windows, que adopta una estructura similar a la de una base de datos jerárquica en permanente actualización. No es infrecuente, por desgracia, que parte de dicha información quede registrada erróneamente o que no se elimine bien tras una instalación fallida o una desinstalación mal efectuada.

Si bien abrir la herramienta de Windows Regedit y empezar a trastear manualmente con este área comporta poseer conocimientos avanzados, las aplicaciones de optimización permiten un mantenimiento automatizado y desatendido del mismo. De hecho, parte de ellas nos permiten incluso ir un paso más allá y llevar a cabo una desfragmentación del Registro.

Consejos para optimizar el Registro de Windows 7

Consejos para optimizar el Registro de Windows 7

Fragmentación

El término fragmentación queda asociado a las unidades de disco y se utiliza para describir el proceso a partir del cual los archivos van repartiéndose por su superficie magnética de manera cada vez más caótica. ¿El resultado? Las operaciones de lectura y escritura serán más lentas y el rendimiento general se resentirá, en especial si el disco fragmentado es donde tenemos instalado el sistema operativo. Por supuesto, Windows ofrece una herramienta para remediar este mal a la que podemos acceder entrando en las Propiedades de cualquiera de nuestras unidades, pero buena parte de los programas puestos a análisis nos ofrecen alternativas para solucionar ese caos, como la desfragmentación del disco o la opción de liberar espacio en la unidad.

Desfragmentar

La aglomeración de ficheros temporales, los archivos pertenecientes a programas que desinstalamos tiempo atrás, el software instalado de dudosa utilidad y, en definitiva, todo tipo de información superflua u obsoleta tendrá un peso menor en la inevitable ralentización a la que se ve sometido nuestro equipo tras un uso continuado. Sin embargo, por un lado, afinar este aspecto nos brindará algo más de rapidez. Por otro, paliaremos un problema habitual entre los usuarios, que a menudo vemos cómo decrece el espacio libre del que disponemos sin que tengamos una idea clara de qué está consumiéndolo. Buscadores de duplicados, módulos para eliminar los temporales y cachés del navegador, y liberadores de espacio son algunas de las herramientas con las que cuentan los programas analizados.

Ashampoo nos ayuda a desfragmentar el disco

Ashampoo nos ayuda a desfragmentar el disco