Paso a paso

Pon a salvo tu smartphone del software espía

La privacidad al usar el móvil ha sido amenazada con la llegada de los smartphones, pues admiten la instalación de aplicaciones capaces de monitorizar nuestra actividad

Emmanuel David Jiménez Jiménez

IQ Carrier Práctico

21 marzo 2012

Carrier IQ es uno de esos programas que, instalados en nuestro dispositivo móvil, pueden transmitir datos a las compañías que lo cargaron en el equipo antes de venderlo a través de nuestra conexión WiFi e incluso de las redes móviles. No es casualidad que dediquemos todo este artículo práctico a él.

En los últimos meses, se ha hecho muy famoso debido a la polémica que ha levantado por allá donde se le ha conocido. Empezó a ganar popularidad gracias a Trevor Eck­hart, un joven desarrollador reputado en el panorama de la seguridad móvil que lo encontró en muchos dispositivos Android y que destapó la cantidad de acciones espía que era capaz de ejecutar este software. Además, confirmó que estaba preparado para funcionar también sobre BlackBerry y Symbian, así como en los equipos con iOS.

¿Quiénes son los responsables?

Se ha podido saber que los más interesados en instalar este tipo de software en nuestros smartphones son las propias compañías que los venden y, sobre todo, las operadoras de telefonía. Después de muchas declaraciones por parte de representantes de distintas firmas, parece que los equipo salen de fabricación sin este programa y que la instalación se lleva a cabo fuera de la cadena de producción.

IQ Carrier Práctico 1

¿Qué es capaz de hacer?

Públicamente, se vende como un software que permite a las compañías mejorar los productos que ofrecen. Al proporcionar datos sobre cómo los estamos usando, las empresas pueden vendernos servicios y artículos que se ajusten mejor a nuestras necesidades.

Así, a nivel técnico, se puede decir que Carrier IQ está compuesto por cuatro elementos principales: un analizador de dispositivos, que permite saber qué rendimiento sacamos al terminal; un analizador de red, que ayuda a conocer cómo estamos usando nuestras conexiones de datos y telefonía; un monitorizador de nuestras acciones con el móvil; y, por último, un gestor de servicios, que analiza la interacción entre el dispositivo y la red.

Hablando en un lenguaje más claro, Carrier IQ es capaz de recopilar la información de los SMS que leemos, las llamadas que efectuamos, las búsquedas y nuestro historial web, e incluso las pulsaciones de teclado que realizamos. Todo esto sin olvidar el seguimiento por GPS, en qué servicios gastamos nuestra conexión a Internet, etc.

¿Es realmente preocupante?

Los creadores de Carrier IQ se apresuraron a amenazar a Trevor Eckhart con tomar acciones legales si no desistía de su actividad. Más tarde se retractaron y pidieron perdón públicamente, lo que hace sospechar mucho de ellos.

Por si esto fuera poco, la mayoría de las compañías no tardaron más que unos días en afirmar que ellos no tenían nada que ver con estos servicios, lo que revela que algo oscuro se esconde detrás de la aplicación, si no, no habrían corrido tanto. Por otro lado, las compañías que sí aceptaron haberlo utilizado, confirmaron que nunca usaron información personal de los usuarios.

Pero, lo cierto es que, aunque lo más probable es que no tengamos que preocuparnos por nada, Carrier IQ es capaz de obtener, por ejemplo, nuestros datos bancarios, archivos privados y otro material que no queramos que nadie toque. Y lo peor es que esta información podría estar ya en los servidores de ciertas compañías dedicadas al sector móvil. Sea como sea, solo la posibilidad de que eso sea así no hace mucha gracia.

¿Dónde está presente?

Con la información que hemos podido recopilar, estamos en condiciones de anotar que se puede encontrar este software en 150 millones de dispositivos con iOS, tanto iPhone como iPad y iPod Touch; en equipos con Android, tablets y móviles; e incluso en las BlackBerry de RIM. Eso sí, según afirman algunas operadoras y compañías, la aplicación no se ha instalado en Europa.

Dada la escasa fiabilidad de esta información y a la posibilidad de que nuestros lectores tengan móviles del extranjero, en este práctico nos vamos a centrar en descubrir si tenemos Carrier IQ en nuestros dispositivos y cómo podemos eliminarlo o evitar sus efectos.

Detecta Carrier IQ en iOS

Apple fue de las primeras compañías en confirmar al público que instaló esta aplicación en sus dispositivos. Por decirlo así, toda la polémica de Carrier IQ tan solo ha «rozado» a la empresa del difunto Steve Jobs. Ellos mismos lanzaron un comunicado oficial declarando que con la actualización a iOS 5, casi todos los dispositivos de la marca dejaron de llevar instalada la mencionada aplicación.

No obstante, hacían hincapié en que esa cantidad de equipos que todavía sí la tenían, tan solo hacían uso de ella en el modo de diagnóstico, cuya principal función es, precisamente, la de enviar datos a Apple sobre el uso que se hace del iPhone, iPad o iPod Touch. Por tanto, según palabras de la compañía, era el propio usuario el que tenía que elegir entre mandar o no esos datos.

Asimismo, han asegurado que nunca han registrado pulsaciones de teclado, mensajes, o cualquier otro tipo de información personal. Y se han apresurado a comunicar que Carrier IQ desaparecerá de todos los dispositivos con la próxima actualización de software. De cualquier manera, hasta entonces veamos cómo desactivarlo manualmente.

Paso 1. Lanza la configuración

Los dispositivos iOS son fácilmente configurables, y el proceso es realmente sencillo. Para empezar, abrimos la configuración del iPhone, iPad o iPod Touch. Para hacer esto, bastará con dirigirnos a la aplicación llamada Ajustes, cuyo icono es un engranaje con varias ruedas dentadas. Una vez en esa posición, entramos en la sección General y pulsamos la primera opción, Información.

IQ Carrier Práctico 2

Paso 2. Desactiva el diagnóstico

Tras alcanzar el apartado de configuración correspondiente, tan solo tendremos que dirigirnos a los ajustes de diagnóstico y desactivar el envío de datos. Para ello, buscamos y abrimos el menú Diagnóstico y uso. Para finalizar, bastará con pulsar sobre la casilla No enviar, momento en el cual ya habremos indicado que no deseamos que se envíe a Apple ni un solo dato sobre el uso que hacemos de nuestro dispositivo, así de sencillo y rápido.

IQ Carrier Práctico 4