Cómo bloquear la publicidad en Android

Dos alternativas para evitar los anuncios

Vero Rodríguez

AdAway & AdGuard

8 de febrero de 2018, 09:00 | Actualizado a

AdAway & AdGuard

El otro día hablamos de cómo Chrome eliminará a partir del 15 de febrero todos los anuncios intrusivos que no respeten las normas de la coalición Better Ads; y también te contamos que la nueva actualización de Firefox incorpora la protección continua 24x7 contra el rastreo. El objetivo es que los usuarios podamos navegar tranquilamente sin que nos asalten pop-ups y anuncios a toda página o se reproduzcan de forma automática vídeos y audios publicitarios. De paso, ganamos velocidad en la navegación, que siempre se agradece.

Para dispositivos Android, existen además unas cuantas alternativas que te permiten bloquear eficazmente la publicidad, realmente molesta en muchas apps. No obstante, para que funcionen algunas de ellas tendrás que ser root. Hoy vamos a hablar de dos de las más conocidas: AdAway y AdGuard.

AdAway

Ya no la encontrarás en la Play Store, sino que tendrás que buscar en sitios como F-Droid y XDA Labs. Es un eficaz bloqueador de publicidad open source y gratuito -tendrás que tener el móvil rooteado- que utiliza el archivo de hosts del sistema y bloquea cualquier ventana emergente mientras estemos navegando, utilizando apps o jugando en un dispositivo Android. Con una interfaz de usuario muy sencilla, puedes crear listas blancas y negras, así como añadir excepciones, por ejemplo, si ves que una app no funciona bien al tener determinados hosts bloqueados. Destaca por su bajo consumo de batería, un aspecto importante a la hora de instalar un bloqueador de publicidad.

AdGuard

A diferencia de AdAway, AdGuard para Android bloquea los anuncios en las apps, juegos y navegadores sin que necesites privilegios root. Puedes configurarlo para que redirija todo el tráfico de tu dispositivo a través de cualquier proxy. Es una solución muy sencilla de configurar y manejar, que además podrás personalizar al máximo con numerosas reglas de filtrado. Uno de sus grandes puntos fuertes es que no ralentiza la navegación, además de mantener a salvo tus datos personales frente a los rastreadores online y los sistemas analíticos que andan a la caza de información sensible. Puedes probar la versión completa de forma gratuita durante una semana, pero luego tiene un coste mensual de 0,75 € (que se paga anualmente).

Temas Relacionados
Loading...